La crisis sanitaria ha provocado que el coronavirus altere de alguna manera los planes que teníamos pensados para disfrutar del verano, incluso en el caso de los Reyes. El próximo lunes, 21 de junio, se acabará el estado de alarma y con él llegará el fin de la desescalada lo que supone que existirá la posibilidad de llevar a cabo los tan ansiados traslados entre Comunidades Autónomas. Esta fecha también da el pistoletazo de salida para que don Felipe y doña Letizia organicen un plan de verano que recuerda y mucho a su luna de miel.

Los Reyes iniciarán una gira por todo el territorio español. El primer destino elegido ha sido las Islas Canarias. Sus Majestades tienen previsto viajar al archipiélago el próximo martes, 23 de junio, donde permanecerán varios días.

Artículo relacionado

El objetivo de esta visita es conocer de primera mano la situación en la que se encuentran las islas tras la pandemia y apreciar el esfuerzo en su lucha contra el Covid-19, además de fomentar el turismo en un momento muy delicado para el sector y de tanta relevancia para nuestro país.

Felipe y Letizia

Las Islas se convertirán así en el primer destino que pisen los Reyes tras el confinamiento y que forma parte de una gira ya programada por todas las comunidades autónomas que se extenderá durante todo el mes de julio y con la que quieren apoyar la actividad económica, social y cultural del país.

Este periplo estival continuará el día 25 en las Islas Baleares y el 29 en Andalucía. El resto de los destinos no están confirmados por el momento, pero Miguel Ángel Revilla, presidente de Cantabria, sí adelantó que el Rey le había expresado sus deseos de trasladarse hasta allí en las próximas semanas.

Por el momento se desconoce si la familia real al completo se trasladará hasta Palma de Mallorca el próximo mes de agosto como cada año, llevando a cabo el tradicional posado de verano. Lo que es un hecho es que ni Leonor ni Sofía estarán en esta gira estival que recuerda tanto a la luna de miel del matrimonio real.