Ya son muchos los miembros de la Realeza europea que, ante la situación de crisis sanitaria con motivo del coronavirs, han reaccionado enviando sus mensajes y comunicados oficiales. Además, príncipes y reyes ha reaccionado rápidamente con cancelaciones en agendas, aplazamientos de los eventos previstos para las próximas semanas, aislamientos voluntarios para evitar riesgos y, en la medida de sus posibilidades, pequeñas iniciativas de apoyo a sus ciudadanos para afrontar la situación actual.

Artículo relacionado

En el caso de Guillermo de los Países Bajos, hace cuatro días emitía dos comunicados oficiales con respecto al covid-19. En el primero, el monarca aclaraba la situación de la Familia Real en cuarentena preventiva. En el segundo, aprovechaba para mostrar su agradecimiento a los profesionales sanitarios, además de su apoyo a todos los ciudadanos.

Guillermo de Holanda
RVD - Martijn Beekman

Este viernes por la mañana la Casa Real de los Países Bajos anunciaba que a las 19.00h el soberano pronunciaría un discurso dedicado a la situación de crisis actual para ofrecer su máximo apoyo a los ciudadanos holandeses. Entre sus palabras, el rey comunicaba lo siguiente:

"Nuestra vida diaria ha cambiado drásticamente en unas pocas semanas. El coronavirus nos afecta a todos, en los Países Bajos, en las partes caribeñas del Reino y en todo el mundo. Las personas más afectadas son los enfermos graves y sus familias. Empatizamos con los familiares de las personas que han muerto y con todos los pacientes de la corona, en el hogar o en un hospital. Pensamos en ti en este momento difícil", comenzaba el esposo de Máxima de Holanda.

"Las medidas para frenar la propagación del virus son necesarias y drásticas. Entiendo su dolor cuando no puede visitar a su ser querido, su madre, padre, abuela o abuelo en el hogar de ancianos. En este momento solo quieres una cosa: toma su mano. Dar consuelo". El soberano holandés, también ha aprovechado para hacer una mención especial a "instituciones y expertos que nos muestran el camino sobre la base de la investigación científica y la experiencia", animando a continuar confiando en ellos.

La cuestión económica también ha preocupado a Guillermo de Holanda, mostrando su empatía con las empresas y compañías que en estos momentos están paralizadas con una visión de incertidumbre total, así como a los artistas y personas dedicadas al sector cultural "que no pueden realizar sus hermosos proyectos por el momento".

Niños, padres y personas mayores ocupaban otro de los espacios del discurso. "De repente, estás en casa con toda la familia. Obligado a trabajar desde casa, casi sin opciones para salir porque casi todo lo que estaba esperando ha sido cancelado... Eso exige mucho de todos nosotros", continuaba animando a compartir a través de teléfonos y otras formas de contacto telemático las preocupaciones que cada ciudadano pueda tener. La falta de contacto "hace que esta situación sea más difícil para todos, pero especialmente para los que son más vulnerables. No podemos detener el virus corona. ¡El virus de la soledad sí!".

Guillermo de Holanda
Gtres

Animando a "trabajar juntos" contra el covid-19, el monarca concluía mencionando a los voluntarios que se han sumado a las diferentes líneas de ayuda, asegurando que el coronavirus "ha desatado una increíble cantidad de decisión, creatividad y humanidad".

"Todos ustedes aseguran que, a pesar de la parálisis de la vida pública, el corazón de nuestra sociedad continúa latiendo. Alerta, solidaridad y calidez: mientras conservemos esos tres, podemos manejar esta crisis juntos, incluso si lleva un poco más de tiempo. 2020 será un año que cada uno de nosotros recordará de por vida. Todos tienen sus propias experiencias y las experimentan de una manera diferente. Pero espero y espero que una sensación de unión y orgullo continúe conectándonos en este momento difícil", concluía el soberano de los Países Bajos.