Adara Molinero está pasando unos días de lo más complicados y está haciendo partícipes de su compleja recuperación a todos sus seguidores. La exazafata se ha sometido a una operación de pecho con la que solucionó algunos problemas que venía acarreando desde que hace unos años cuando se hizo un aumento. La ganadora de ‘GH VIP’ se mostró muy nerviosa ante su intervención porque sabía que no era sencilla. En todo momento estuvo acompañada por su madre Elena y por su novio Rodri. Ya por la noche reapareció en redes sociales para informar a sus seguidores de que todo había salido bien. Pero lo más complicado estaba por llegar. A Adara le quedan ahora por delante días de recuperación, y por ahora no está siendo nada sencillo: "Llevo toda la mañana vomitando la anestesia".

Artículo relacionado

Tumbada y con cara de agotamiento, la ex de Hugo Sierra ha querido contar en Instagram cómo se encuentra para tranquilizar a sus fans. “Me da un poquito de vergüenza pero bueno”, ha empezado diciendo por lo cansada que se encuentra. Sobre cómo está su cuerpo, ha desvelado que “tengo la tripa súper hinchada de la anestesia y el pecho me duele un montón”. Por eso se ha pasado todo el día tumbada, algo con lo que también está un tanto incómoda.

Además ha mostrado cómo todavía tiene marcas de pintura da la operación y ha afirmado que aún sangra un poco. Eso sí, pese a lo duro que está siendo está feliz por cómo ha salido todo. Pero me da igual, lo importante y lo principal es recuperarme y todavía no me puedo duchar entera, porque no ha sido una operación de pecho normal. Había que arreglar muchas cosas y es complicada y la recuperación pues también lo es”.

Adara Molinero

Además ha aprovechado la ocasión para agradecer todo el apoyo que está recibiendo por parte de su madre. La que fuera concursante de ‘Supervivientes’ no deja sola a su hija ni un minuto. "Mi madre me ayuda con todo, me da de comer, me incorpora ella, me ayuda a ir al baño. Todo”, ha asegurado Adara sobre los cuidados que está llevando a cabo Elena con ella.

Su madre ayer se emocionó mucho al hablar de la operación de su hija, y ahora ha vuelto a demostrar su unión haciendo todo lo que puede para que pase estos días tan complicados lo mejor posible.