Marta López Álamo se ha mostrado siempre muy sincera sobre los cambios de su cuerpo. Tras operarse el pecho por tercera vez, la modelo ha querido contestar todas las dudas de sus seguidores sobre sus pasos por el quirófano. Lejos de esconderse, la novia de Kiko Matamoros ha hablado abiertamente este jueves 18 de junio sobre todos los retoques que se ha hecho a lo largo de su vida.

Artículo relacionado

“Me he operado la nariz una vez y el pecho tres veces”, ha comenzado a explicar Marta ante las preguntas de todos sus seguidores. La joven ha reconocido que nunca le ha tenido miedo al quirófano y que, por lo general, sus postoperatorios han sido muy buenos.

Tras operarse en dos ocasiones el pecho, Marta López decidió pasar por quirófano para afinarse el tabique de la nariz. De paso, también aprovechó para volver a retocarse las prótesis mamarias. En concreto, la joven optó por cambiárselas debido a que eran demasiado grandes. “Me he operado por encima del músculo. Me cambié la prótesis: cuando me operé por primera vez me puse 320, después 400 y ahora 380. Visualmente no se nota casi nada”, confesaba poco después de pasar por quirófano.

Marta López Álamo

Sin embargo, ahora ha explicado que, en realidad, lo que más le preocupaba era la operación de nariz. “Iba cagada a la operación de nariz pero no duele nada. No te enteras, es anestesia local con sedación y cuando despiertas estas todavía con la sedación. Los primeros dos días estás super drogui con la medicación”, ha asegurado tras reconocer que no le dolió nada.

Marta López también ha explicado que en las últimas semanas se ha sometido a un tratamiento 'Foxy eye' para levantar sus cejas y conseguir una mirada rasgada. “Yo me las he levantado un poquito, queda muy natural”, ha reconocido. A esto hay que sumar la micropigmentación de labios. Un retoque del que todavía está sufriendo los efectos secundarios.

Artículo relacionado

Tras repasar todos estos retoques, Marta ha reconocido que, por el momento, no piensa volver a pasar por el quirófano por el momento, ya que está encantada con su cuerpo. “Todos los complejos o partes que quería mejorar de mi cuerpo lo he hecho y estoy muy contenta, la verdad”, ha sentenciado.