Se queda sola

Makoke ('GH VIP') ya sufre el síndrome del nido vacío: Anita Matamoros se va de casa

La colaboradora se siente culpable por no poder estar junto a su hija en sus últimos días en Madrid...

Makoke Ana Matamoros
1 / 7

1 / 7

Makoke se derrumba en GH VIP3. Makoke

2 / 7

Makoke. 'GH VIP'

3 / 7

Makoke. Echa de menos a su familia

4 / 7

Anita Matamoros3. Nueva vida

5 / 7

Makoke. Con la voz rota

6 / 7

Makoke. Planes

25 de septiembre de 2018, 15:38 | Actualizado a

Vértigo, alegría, bajón, miedo... Makoke es un manojo de emociones. Y estas no están producidas por su estancia en GH VIP, al menos las que ha vivido durante la hora de la comida. La exmujer de Kiko Matamoros ha tenido un bajón anímico ante todos sus compañeros al recordar que el próximo miércoles, dentro de dos días, su hija Anita partirá rumbo a Milán para iniciar sus estudios en Moda.

Relacionado con esta noticia

"Los pajarillos vuelan", le ha dicho Aramís mientras pelaba su naranja, a modo de consuelo. No ha servido de mucho. Makoke no ha podido evitar las lágrimas al pensar que cuando salga del concurso, su hija ya estará haciendo su vida en Italia, lejos de ella. Makoke ha necesitado unos minutos para recomponerse. No es para menos. La malagueña entró en GH VIP en pleno tsunami por su separación de Kiko Matamoros, su pareja durante 20 años y padre de Anita. Su estancia en Guadalix está marcada por las efemérides tristes. Allí pasó el que debía ser su segundo aniversario de boda (Makoke y Kiko se dieron el 'sí, quiero' el 16 de septiembre de 2016) y allí sigue mientras Anita pasa sus últimos días en Madrid.

La congoja de Makoke también se debe a que ella y su hija tenían planeado organizar juntas la mudanza de Anita. "Le iba a ayudar a buscar piso, a comprar los muebles... y he renunciado a eso por estar aquí", comentaba a Mónica Hoyos con la voz rota. La tristeza y el sentimiento de culpa de Makoke es evidente y comprensible. Como ha asegurado, la marcha de Anita debería ser una noticia feliz, pero para una madre no hay momento peor que ver cuando sus hijos abandonan el hogar, y para Makoke será más duro el trago porque cuando Anita alce el vuelo, no estará junto a ella para despedirla.

Por suerte, la colaboradora espera llenar el hueco que deje su hija y ya le ha propuesto a Aurah que se instale con ella Madrid con sus pequeño cuando acabe el concurso. De Guadalix van a salir muchas mudanzas.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?