La Gala de Navidad en el centro de convenciones Ijsselhallen ha contado esta noche con una protagonista de excepción. Máxima de Holanda ha brillado más que nunca, y no ha sido su permanente sonrisa la causante de este protagonismo.

Artículo relacionado

La esposa del rey Guillermo ha acudido a la cita como miembro honorario y presidenta de la iniciativa holandesa Méér Muziek in de Klas (Más Música en las Clases), organización desde la cual promueve la educación musical entre los jóvenes de su país, y nos ha dejado sin palabras.

Máxima de Holanda
Gtres

Para Máxima, el compromiso con la iniciativa musical en las escuelas primarias tiene un rol importante en su agenda. En los últimos días han sido varios los jóvenes músicos holandeses que han visitado a la monarca en el palacio de Huis ten Bosch, en La Haya. Ante ella, los jóvenes han demostrado un talento desarrollado gracias a las lecciones de esta iniciativa, de la cual la reina se siente muy orgullosa. El año pasado, Máxima firmó un acuerdo garantizando la impartición de clases de música en las escuelas primarias en los Países Bajos.

Cabe recordar que a comienzos del mes de diciembre la argentina recibía en el Salón del ADN de Huis ten Bosch a tres de los participantes del concurso televisivo Lang Leve de Muziek Show (Larga vida al espectáculo musical). Los aspirantes a ganar el talent show han formado parte del Concierto de Navidad que la monarca ha presidico hoy, compartiendo protagonismo con más de un millar de niños que han acudido a esta cita tan entrañable como parte del programa Méér Muziek in de Las, del que Máxima es presidenta de honor.

Brillando más que nunca, Máxima ha escogido un diseño negro de lentejuelas, firmado por Nina Ricci. Se trata de un modelo que la monarca ya ha lucido en anteriores ocasiones, y que ahora ha completado con unos pequeño bolso de mano negros. Con esta elección, nos presenta un modelo perfecto para la época festiva que se acerca, confirmando así una vez más que ella es todo un icono de estilo al que seguir.