Cada cita oficial de Máxima de Holanda se convierte en una oportunidad para analizar sus looks y corroborar que, no importa cuál sea su elección, ella siempre consigue deslumbrar.

Artículo relacionado

Cierto es que la reina de los Países Bajos suele escoger diseños de una de sus marcas favoritas, Natan Couture, y apostar además por la moda holandesa. Sin embargo, este jueves sorprendía con un look made in Spain con el que ademas se suma a la tendencia low cost. En concreto, su elección está firmada por Massimo Dutti.

Máxima de Holanda
Gtres

Muy asequible y a todo color, el estilismo de Máxima ha conseguido acaparar todas las miradas y hacerle frente a la reina Letizia como embajadora de la moda española. Lo hacía siguiendo con su agenda en solitario en una visita a una empresa metalúrgica en la ciudad de Róterdam.

El modelo en cuestión, en llamativo y favorecedor color morado, la esposa del rey Guillermo de Holanda daba en el clavo con una tendencia que, tal y como afirman las expertas del sector, ha llegado para quedarse una temporada. A pesar de que parece un vestido, se trata de un dos piezas unidas por un cinturón tipo fajín que tapaba el corte y, además, estiliza su figura.

Máxima de Holanda
Gtres

El top en "V" y manga corta de su elección lo combinaba con una falda a juego, un diseño midi de tiro alto y falda evasé. Ambas piezas pertenecen a una colección pasada, y estuvieron rebajadas durante un tiempo por 55 euros las dos. Una elección de lo más asequible que muestra que el gusto y la elegancia de la reina de los Países Bajos no está reñida con las marcas low cost.

Como joyas, el punto fuerte de la royal, optaba por unos pendientes colgantes de brillantes rematados por piedras lilas en forma de lágrima. Completó con un bolso de mano en tono morado y salones de ante azulados. Todo ello aderezado con su característica melena rubia suelta y su mejor sonrisa.