La situación de Rosa Benito durante el confinamiento a consecuencia del coronavirus pasa por la preocupación de una madre por sus cuatro hijos, sobre todo por Salvador, de 40 años que mantiene su actividad laboral a pesar de la situación sanitaria. Así lo explicaba ella misma a través de su perfil de Instagram, el cual se ha convertido en una vía de escape en estos días tan difíciles para todos.

Artículo relacionado

"Mi hijo Salvador sigue en su trabajo. Yo preocupada. Me manda una foto para que me quede tranquila al verle con mascarilla total", ha escrito junto a una divertida instantánea del mellizo de Chayo Mohedano en lo que parece una fábrica y ataviado con todos los elementos para tener una protección completa frente al posible contagio del temido virus.

Salvador Mohedano

Al margen de esto, la colaboradora de 'Viva la vida' no lleva del todo bien el 'encierro' y es que lamentablemente lleva semanas sin ver a sus nietos y a sus hijos mayores: "Me da muchísima pena la gente que se está muriendo sola, y otra de las penas que tengo es no poder estar con mis nietos, y vivir esos sábados de cocido y que me revuelvan la casa. Ahora lo consentiría todo", reconocía en una conexión vía Skype con Sonsóles Ónega.

Eso sí, siempre hay que buscar el lado positivo y estos días está 'disfrutando' de este encierro junto a su hijo Amador, de 19 años, justo ahora que el joven ha regresado después de pasar meses estudiando en el exterior. Sin duda, un tiempo para madre e hijo en el que están disfrutando de las pequeñas cosas: "Estoy con mi hijo Amador y nos ha venido muy bien porque estamos todo el día juntos aunque él está en su habitación y así respetamos las distancias, pero yo por la noche necesito darle un beso aunque sea en la coronilla. Lo siento", explicaba.