¡Ya está en casa! El pasado viernes, antes de hacer oficial su separación,Shakira y Gerard Piqué cogían un vuelo para poner rumbo a República Checa para asistir a un torneo de beisbol en el que jugaba su hijo Milan que ha tenido lugar a lo largo de todo el fin de semana en la ciudad europea. Un viaje familiar solo un día después de anunciar que su relación sentimental está completamente rota.

Artículo recomendado

El patrimonio de Shakira y Piqué en juego tras su separación: Toda la fortuna que tendrán que repartirse

El patrimonio de Shakira y Piqué en juego tras su separación: Toda la fortuna que tendrán que repartirse

Después de tres intensos días en los que la ya expareja se ha evitado en todo momento, Shakira regresaba a Barcelona junto a sus dos hijos. La artista sigue instalada en la casa familiar que la pareja adquirió en Esplugues de Llobregat hace unos años y allí se ha reencontrado con sus padres, que se han convertido en un apoyo incondicional para ella en estos delicados momentos.

Lejos de quedarse encerrada, Shakira abandonaba su casa esta mañana en una furgoneta para hacer frente a una serie de compromisos profesionales. Ataviada con una camisa de color negro y oculta bajo unas oscuras gafas de sol, la artista colombiana ha sonreído a la prensa allí congregada cuando le han preguntado cómo se encontraba. ¡Dale al PLAY y no te pierdas las primeras imágenes de la cantante!

Se desconoce el destino que ha tomado Gerard Piqué que acaba de iniciar sus vacaciones estivales. Muchos apuntaban a que el deportista pondrá rumbo a Maldivas en los próximos días mientras que otros aseguran que se dejarán ver por la Ciudad Condal en los próximos días dando normalidad a la situación.