A Belén Esteban este fin de semana le ha entrado el gusanillo de vestirse de novia por segunda vez. La colaboradora de 'Sálvame' y su novio, Miguel Marcos, acudían a la boda de una amiga y, animada por la felicidad del evento, Belén se decidía a compartir una foto en la que se besa con su 'Migue' y escribía: "Los próximos nosotros...".

Muy feliz, enamorada y segura se tiene que encontrar la de San Blas con Miguel para publicar esas palabras. Se lleva 12 años con el joven conductor de ambulancias, de 28 años, pero ha demostrado gran madurez y un amor enorme hacia su novia, que ha pasado uno de los años más difíciles de su vida, por culpa de su exrepresentante Toño Sanchís. Belén tiene claro que, en estos más de dos años de relación, Miguel se ha convertido en el gran amor de su vida. Su discreción, sus consejos, sus detalles amorosos con ella, y lo bien que se ha integrado cada uno en la familia del otro, es lo que ha hecho sentir segura a la Princesa del Pueblo para plantearse el 'Sí, quiero' y expresarlo públicamente.

Artículo relacionado



Atrás queda la infidelidad de Miguel mientras ella estaba encerrada el año pasado, concursando en 'GH VIP'. Marcos asumió su responsabilidad, sumiendo a Belén en el desencanto, pero como dijo la colaboradora de 'Sálvame', "en una balanza, lo bueno de Miguel, pesa muchísimo". El amor venció y la Esteban volvió a darle una oportunidad. Porque, ¿qué hubiera sido de Belén, una mujer que desde hace tiempo lleva una vida más tranquila, dedicada a su familia, a sus amigos y, sobre todo, a su hija Andrea, sin Miguel cuando explotó todo el escándalo de Toño Sanchís? Está más que claro que Miguel es el bálsamo de la ganadora de 'GH VIP 3'.

En febrero ya empezaron a correr rumores de que la pareja estaba pensando en pasar por el altar para declararse amor eterno en el segundo semestre de este año, pero la Esteban lo desmintió en 'Sálvame' rotundamente. Ahora que parece que la idea de unirse en matrimonio va tomando forma es el momento de conocer quién es el hombre discreto, de buenos consejos y amor incondicional que ha devuelto la ilusión a Belén en estos dos años de amor.