Jessica Bueno está viviendo una de las etapas más dulces de su vida. De vuelta en España, después de vivir varios años en Reino Unido, y embarazada de cuatro meses del que será su tercer hijo, la modelo, de 31 años, está empezando a padecer los primeros síntomas del embarazo.

La modelo mantiene una vida de lo más saludable y aunque hasta ahora no había notado ningún tipo de molestia es en el inicio del segundo trimestre de gestación cuando el cansancio se está haciendo notar: "Embarazada de cuatro meses y estudiar… no soporto el sueño que me entra", confesaba a través de Instagram mostrando la mesa repleta de apuntes. "Tarea complicada, no puedo tomar nada de cafeína", decía y es que para las mujeres embarazadas no es recomendable grandes dosis de café, algo que seguro le haría salir del paso.

Artículo recomendado

Jessica Bueno presume de jardín integrado en la naturaleza y con cervatillos

Jessica Bueno presume de jardín integrado en la naturaleza y con cervatillos
Jessica Bueno

Jessica Bueno comparte sus primeros síntomas de embarazo

Instagram @jessica_bueno

La que fuera novia de Kiko Rivera se matriculó en 2018 en un grado de Protocolo y Organización de Eventos en la Universidad Camilo José Cela (Madrid), estudios que está realizando en la modalidad online y que compagina a la perfección con el cuidado de sus dos hijos y sus trabajos esporádicos como modelo. En apenas unas semanas se enfrentará a los temidos exámenes del tercer curso, algo que dada su disciplina y perseverancia seguro que saca con nota.

Artículo recomendado

Jessica Bueno presume de tripita de embarazada: "con el tercero sale muy rápido"

Jessica Bueno presume de tripita de embarazada: "con el tercero sale muy rápido"

Jessica Bueno y Jota Peleteiro anunciaban su próxima paternidad aprovechando el Año Nuevo: "Entramos en el 2021 esperando a nuestro tercer pequeño que nacerá el próximo verano", escribían por aquel entonces sin querer dar más detalles. Por el momento, la pareja prefiere mantener en privado el sexo del bebé aunque no cabe duda que después de dos hijos varones, a la modelo le haría una ilusión especial dar a luz a una niña.