Cualquier paso de Íñigo Onieva es mirado con lupa. En las últimas semanas se ha especulado mucho sobre el origen del lujoso anillo de compromiso que le regaló a Tamara Falcó y ella dejó sobre la mesa cuando decidió romper su relación con el empresario hace ya un mes. Pues bien, una vez más el joven ha recurrido a su equipo de abogados y a golpe de comunicado ha explicado con lujo de detalles toda la verdad.

Artículo recomendado

La inesperada 'conexión' entre Íñigo Onieva y Risto Mejide tras sus sonadas rupturas

íñigo onieva risto mejide

Diversos medios publicaron que la pieza había sido un préstamo de la joyería Repossi hasta que llegase la verdadera alianza, una información que Íñigo Onieva se ha encargado de desmentir. "Es terminantemente falso que el Sr. Onieva no adquiriese el anillo desde un principio", cita el texto. Lejos de quedarse ahí, señalan que el precio del anillo es mayor al comentado en un principio "es más de dos veces superior", explican, lo que significa que el diseño podría alcanzar un valor de 30.000 euros aproximadamente, al tratarse de una joya "única, mejorada y personalizada" para la pareja.

íñigo Onieva
GTRES

Los abogados añaden que tampoco es verdad que Onieva "haya entregado el anillo a la joyería en devolución de un supuesto préstamo". La verdad, es que ha preferido "entregar la versión estándar del anillo para que la joyería lo custodie" mientras recibe la versión que él había encargado desde el principio y que abonó "íntegramente" en el momento de la compra.

Aunque parece que Tamara Falcó ha cerrado de forma definitiva las puertas a la reconciliación, el ingeniero, de 33 años, no está dispuesto a darse por vencido y piensa hacer todo lo posible por recuperar la confianza de la marquesa de Griñón. Será en ese momento cuando le devolverá el anillo, una pieza que para Íñigo refleja la fortaleza de su amor.

Recupera sus mejores hábitos

Íñigo Onieva va retomando poco a poco la normalidad de su vida. Hace solo unos días trascendía que se había mudado a un piso en la Milla de Oro de la capital, muy cerca del piso que compartía con Tamara Falcó. El empresario se ha volcado en su familia, el trabajo y el deporte en estas semanas tan complicadas. Más activo en redes sociales, donde ya cuenta con más de 100.000 seguidores, este martes compartía que había retomado su pasión por el running en el popular parque de El Retiro de Madrid, prueba de que ya no se esconde y está intentado hacer frente a esta nueva etapa de soltero.

Íñigo Onieva

Íñigo Onieva retoma su pasión por el deporte

Instagram @ionieva

Tamara por su parte no quiere ni oír hablar de su exnovio. La hija de Isabel Preysler sigue adelante con sus compromisos profesionales, el último junto a Isabelle Junot.