Muy probablemente, si buscásemos en el diccionario la definición de ‘bon vivant’, aparecería la foto de Terelu Campos, disfrutando al máximo la vida, rodeada de amigos y de compañeros.

Artículo relacionado

Parte fundamental de su ocio pasa por reunirse con esas personas tan importantes para ella, quedar para tomar algo, o salir de fiesta. Esa es la Terelu que nos gusta y con la que tanto nos identificamos. No nos malinterpretéis, que también todos somos ella (#jesuistereulu) cuando se queja de cosas tan triviales y aparentemente superficiales como el físico. Pocos se libran de tener un mal día ante el espejo… y para eso solo hay una solución: salir a la calle y comerse el mundo. No dejar que nuestras rayadas mentales ganen la partida, y disfrutar que de lo que iba la vida, de aprovechar cada segundo. Y eso, nuestra Campos preferida, lo sabe hacer fenomenal.

Fiestas con sus compañeros de ‘Sálvame’, reuniones de cumpleaños, quedadas con aquellos con los que creció y con los que compartió algo más de una simple amistad... todo es un buen Porque esa es otra cosa que domina a la perfección la hermana de Carmen Borrego: tener buena relación con sus ex. Y queda con ellos, van de copas o a comer, y entre ellos pareciera que no existe la tensión.

La última fiesta que Terelu no se quiso perder fue el pasado sábado, en un céntrico restaurante al que agradeció lo bien que se portaron con ella y su grupo, entre los que se encontraban su hermana y su cuñado.