No hay dos sin tres, y Máxima de Holanda ha seguido esta premisa al pie de la letra. Después de sorprender ayer mismo dándole un giro inesperado al sobro estilismo que la monarca escogió para presidir el lanzamiento de un nuevo proyecto para luchar contra la deuda de alto riesgo en los hogares del país, en el que lució unos divertidos pendientes con guiño español, la mujer del rey Guillermo vuelve a apostar por los looks monocromáticos no una, sino dos veces más.

Artículo relacionado

Al dos piezas en color azul marino de pantalón y cuerpo de manga larga con escote drapeado de una de sus firmas fetiche, Natan, combinado con una cartera a tono y zapatos de ante a juego, Máxima le suma dos apuestas más en las que deja que un único color sea el protagonista absoluto de su estilismo.

Máxima de Holanda
Gtres

Para mostrar su apoyo a las mujeres emprendedoras en el lanzamiento del Fondo Borski, que se ha celebrado esta mañana en Ámsterdam, la esposa de Guillermo de Holanda ha vuelto a escoger un look dedicado a una única paleta de colores. En esta ocasión, al dos piezas de pantalón y cuerpo de manga larga en color vino, la reina ha sumado un abrigo largo a juego, el esmalte de uñas y el tono de labial. Además, ha apostado por unos pendientes con pequeñas cuentas en el mismo tono.

Maxima de Holanda
Gtres

Para rematar el día, la soberana ha acudido esta misma tarde a la presentación del Premio Roma 2019 en el Museo Stedelijk de la capital holandesa. Allí, después de cambiarse de atuendo, ha optado por un vestido drapeado en tono ocre anaranjado, con un cinturón tipo cordón que marcaba su figura. No han faltado un abrigo neutro en una gama de colores similar y los zapatos a juego. El look lo ha personalizado con uno de sus complementos fetiche: una gran pamela de rafia en los mismos tonos.

Máxima de Holanda
Gtres

Lejos de parecer aburrida o monótona, la monarca de origen argentino ha demostrado una vez más su supremacía a la hora de escoger sus estilismos, todos ellos con su bonita sonrisa siempre como bandera.

Después de este repaso, no podemos olvidarnos de otro de los looks más especiales de la monarca holandesa y que, además, ha lucido en más de una ocasión. Se trata de su apuesta "todo al rojo", con la que triunfó hace unas semanas en el Foro Global de Finanzas SME que tuvo lugar en Schiphol.