El sistema inmunitario desempeña un papel fundamental en la defensa del cuerpo humano, para luchar contra las bacterias nocivas. Por ello, es importante reforzarlo a través de una adecuada nutrición, y por supuesto, mediante hábitos de vida saludables. Con la llegada del otoño, y el cambio de estación es más importante que nunca mantener nuestro sistema inmunitario y fortalecerlo en el caso que se necesite.

Diferentes estudios clínicos, entre ellos los que tiene Lactoflora®, han demostrado el beneficio del consumo de probióticos para mejorar el estado nutricional y estimular el sistema inmunitario.

Esto se resume en la importancia de ser conscientes de que el 80% de nuestro sistema inmunitario está en nuestro intestino, y que es imprescindible por ello cuidar nuestra flora intestinal, ya que puede desequilibrarse fácilmente y afectar a nuestras defensas y, por lo tanto, a nuestro día a día.

Probióticos
  • ¿Por qué son importantes los probióticos?

Una forma natural de fortalecer nuestras defensas es con probióticos, que son bacterias beneficiosas —iguales que nuestra flora intestinal— que desempeñan una importante acción en nuestro cuerpo, ya que nos pueden ayudar a mejorar nuestra función inmunitaria, digestiva y respiratoria, favoreciendo de esta manera nuestra salud en general.

Los probióticos los encontramos de forma natural en muchos alimentos, pero hay situaciones, como los cambios de estación, la llegada del frío, el estrés, la gripe, los resfriados y las vacunaciones, o etapas de nuestra vida, cuando llegamos a una edad avanzada, que pueden comprometer las defensas del organismo. Es en estos casos donde nuestras defensas pueden necesitar una ayuda extra: un aporte extra de probióticos.

Por supuesto, no todos los probióticos son iguales, ni aportan los mismos beneficios. Si lo que buscas es cuidar tu sistema inmunitario, hay cepas probióticas específicas: como es el caso deLactobacillus plantarum CECT 7315 y CECT 7316 que tiene Lactoflora® protector inmunitario adultos.

probióticos
  • ¿Qué beneficios tienen estas cepas probióticas en nuestro sistema inmunitario?
  1. Inducen la producción de mucus a nivel intestinal aumentando la barrera protectora contra microorganismos patógenos
  2. Interaccionan con estos mircoorganismos patógenos (bacterias y virus) creando un ambiente inadecuado para ellos.
  3. Modulan el sistema inmunitario.
  4. Majoran la inmunosenescencia, que es el deterioro gradual del sistema inmunitario en personas mayores que, además, se asocia con una baja absorción de nutrientes.
  5. Mejoran el estatado nutricional. La malnutrición se asocia a un cambio en la microbiota intestinal, que puede afectar a la respuesta inmune.

Lactoflora® realiza estudios clínicos en humanos que avalan la eficacia de sus probióticos y que han demostrado que estos productos pueden ayudar a reforzar la barrera microbiana, y por lo tanto aumentar la barrera protectora intestinal, aportando un efecto beneficioso a la salud inmunitaria.