El buen tiempo ha llegado para quedarse, y con él, el reinado de la prenda que nunca falla en entretiempo, el vestido. Siendo los diseños lenceros la mejor alternativa para cualquier situación. Esta prenda con aires de sofisticación es perfecta para llevar tanto con unas sandalias de tacón y una chaqueta fluida tipo cárdigan, como con unas deportivas y una cazadora más oversize. Ambas propuestas se convierten en un look acertado para la primavera y el verano. Y, aunque el diseño negro se convierte en el favorito de la mayoría, los vestidos estampados son los mejores aliados de la época estival.

Artículo relacionado

Sara Carbonero lo confirma haciéndose con el modelo más bonito y favorecedor de la temporada. Un vestido largo lencero con print floral, que se convierte en la mejor evolución del clásico vestido de flores, y que nos convence de que este tipo de estampado es. perfecto para llevar hacia esta estética. Su elección, un diseño midi y fluido, en tonalidades amarillas, que cuenta con un escote pico y tirantes con detalles de encaje blanco, de Slow Love.

Una prenda perfecta para crear un look redondo en cuestión de segundos, combinándolo de infinitas formas para adaptar a un estilo u otro, que combina con varios colgantes, y que se convierte en una pieza de fondo de armario perfecta para llevar en primavera y verano.

Vestido de flores
Slow Love

Comprar

(69,99 euros), de Slow Love