En Viana do Bolo, un pueblo de Ourense, la colección de primavera-verano que Dolce & Gabanna presentó en septiembre de 2017 no les gustó nada. O sí. La cuestión es que en los diseños encontraron un parecido razonable con el traje de boteiro, una figura asociada a los carnavales del municipio, conocidos como Entroidos.

Artículo relacionado

Máscaras de madera y ropa muy colorida, con llamativos estampados tribales, caracterizan a este personaje del folclore gallego. Desde Viana do Bolo creen que ese atuendo ha servido de inspiración a Dolce & Gabanna para la colección de la discordia.

En La Voz de Galicia, Graciela Diéguez, concejala de Cultura del municipio, ha dicho que piensan que el parecido no se trata de una casualidad. “Entendemos que se es una copia de nuestro traje de boteiro”, afirma en dicho diario. La concejala ha aclarado que se hubiesen conformado con que Dolce & Gabanna mencionase al carnaval de Viana do Bolo.

Por su parte, Secundino Fernández, alcalde del municipio, ha comunicado a Europa Press que se plantea incorporar los diseños de los trajes de boteiros en el registro de la propiedad intelectual. Está claro que la colección de la firma italiana no ha pasado desapercibida.