perdió a un hermano con solo 3 años

Máxima angustia por Julen, el menor que se cayó en un pozo

Las tareas de rescate están resultando muy complicadas debido al espacio reducido sobre el que se trabaja

Yulen

Actualizado a

El domingo Julen, un niño de dos años, caía a un pozo de más de cien metros de profundidad en una finca de Totalán, Málaga. Este lunes los equipos de rescate continúan trabajando para encontrar al pequeño en una operación que está siendo especialmente complicada. El pozo en el que operan tiene una anchura de ente 20 y 25 centímetros. Julen cayó al agujero cuando paseaba con su familia por la finca de un tío del pequeño.

Relacionado con esta noticia

Los familiares del niño avisaron a Emergencias al ver que había caído por el agujero. Los hechos se produjeron alrededor de la tarde del domingo. Los padres de Julen, José y Victoria, viven momentos muy duros mientras los equipos de rescate tratan de localizar al niño. A finales de 2017 su hijo mayor, Oliver, falleció de un infarto cuando tenía tres años.

En el rescate de Julen participan un centenar de personas. Los equipos de rescaten van a trabajar en tres vías para llegar hasta Julen. La primera es excavar un túnel paralelo con mayor anchura, entubando antes el pozo por el que cayó el niño para evitar el derrumbe. La segunda es a excavación a cielo abierto para llegar hasta donde creen que podría estar el pequeño. La tercera vía para rescatar a Julen pasa por emplear máquinas más potentes, con el objetivo de retirar la tierra con la que se han encontrado a 73 metros de profundidad.

Los bomberos han encontrado una bolsa de chucherías que el niño llevaba en la mano antes de su caída. El hallazgo se ha producido a través de la cámara de seguridad que los equipos de rescate han utilizado en la búsqueda de Julen.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?