Al igual que otras estrellas de Hollywood como Jennifer Lopez o Melanie Griffith, Jennifer Aniston también se ha unido en la lucha contra el coronavirus. Para ello, ha decidido donar una fotografía muy especial para una subasta de carácter benéfico.

Se trata de un retrato en blanco y negro, realizado en 1995 por el fotógrafo Mark Seliger. En ella luce el icónico corte de pelo que llevó en los años 90, y aparece completamente desnuda. Eso sí, se trata de un desnudo, sugerente, sensual y muy elegante.

Artículo relacionado

Esta fotografía es una más del lote que el fotógrafo, y todos sus retratados, han querido donar a la famosa casa de subastas londinense Christie's Auctions, para llevar a cabo una puja –en colaboración con la asociación RAD (Red Carpet Advocacy)– a través de la que se recaudarán fondos que ayuden a paliar la crisis ocasionada por la pandemia.

Los fondos solidarios conseguidos hasta el 12 de junio, fecha en que acaba la puja, irán a parar a Cruz Roja, America’s Food Fund y NAFC Clinics. Estas tres asociaciones están trabajando muy activamente tanto con los sanitarios como con las personas que estén afectadas por el coronavirus. De hecho, han sido las propias celebridades quienes han elegido a qué asociación quieren que vaya lo obtenido por su retrato.

Artículo relacionado

"El 100 % de las ventas de este retrato irán a NAFC Clinics, una organización que proporciona prueba gratuita de coronavirus y atención en todo el país para personas con servicios médicos insuficientes”, explicaba la protagonista de 'Friends. En el mismo lote puesto a su subasta, también hay imágenes de Kurt Cobain, Julia Louis-Dreyfus, Johnny Cash, Tom Hanks, Billie Eillish, Leonardo DiCaprio, Jennifer Lopez, Courtney Love, e incluso del exmarido de Aniston, Brad Pitt, entre otros.