En su casa de Cambridge

Fallece el famoso físico Stephen Hawking a los 76 años

El 'profesor Hawking', como se le conocía en el mundo de la física, se había convertido en un símbolo de superación e inteligencia

Más Sobre...

Trending

Actualizado a

El conocido astrofísico y divulgador británico Stephen Hawking ha fallecido esta madrugada en su casa de Cambridge (Inglaterra) a la edad de 76 años. El científico se había convertido en todo un símbolo de superación debido a su buen humor y ánimo incansable frente a la enfermedad que le había relegado a una silla de ruedas durante gran parte de su vida. Su trabajo acercó los principios del universo (y su teoría de los agujeros negros) a millones de personas en todo el mundo.

"Estamos profundamente entristecidos de que nuestro amado padre haya fallecido hoy", dice el comunicado firmado por sus tres hijos, Lucy, Robert y Tim, y publicado esta mañana de miércoles en la la agencia británica Press Association. "Era un gran científico y un hombre extraordinario cuyo trabajo y legado sobrevivirá por muchos años. Su coraje y persistencia, con su brillo y humor, inspiraron a personas por todo el mundo", prosigue el texto.

Relacionado con esta noticia

Hawking saltó a la fama por a finales de la década de 1960, junto a su colega Roger Penrose, por su trabajo sobre los agujeros negros y la relatividad. Los dos científicos promulgaron una teoría de la singularidad del espacio tiempo en la que la lógica de los agujeros negros se aplicaba al universo entero. Más tarde, en 1988, Stephen Hawking escribiría su libro más famoso al respecto, Breve Historia del Tiempo, del Big Bang a los agujeros negros.

Más allá de su extraordinaria inteligencia y su trabajo científico, Hawking pasará a la historia por haberse convertido en un referente para muchas personas con limitaciones físicas. "Quiero demostrar que la gente no debe estar limitada por discapacidades físicas, siempre que su espíritu no esté discapacitado", respondió hace poco cuando le preguntaron por qué seguía viajando tan a menudo o atreviéndose a experiencias como la de probar la gravedad cero en un Boeing 727.

A los 22 años le fue diagnosticada una esclerosis lateral amiotrófica (ELA), una enfermedad degenerativa de tipo neuromuscular, y aunque los médicos le dieron solo dos años de vida por aquel entonces, terminó viviendo 54 años más. Durante todo ese tiempo y a pesar de tener que vivir postrado en una silla de ruedas y de perder la voz a causa de una neumonía, Hawking no dejó de luchar y de disfrutar su vida como si nada pudiera frenarle. Se casó en dos ocasiones, tuvo tres hijos y escribió varios libros divulgativos sobre la gran pasión que ocupó toda su vida y su trabajo: la astrofísica. "En una ocasión dijo: ‘El universo no sería gran cosa si no fuera hogar de la gente a la que amas’. Le echaremos de menos para siempre", dicen sus hijos en el comunicado publicado hoy.

"Aunque había una nube sobre mi futuro, encontré, para mi sorpresa, que disfrutaba más de la vida en el presente de lo que la había disfrutado nunca", dijo una vez. Y es que el físico conservaba un carácter alegre y un gran sentido del humor que le llevó a participar también en series famosísimas en los Estados Unidos y a nivel internacional, como Los Simpson o The Big Bang Theory, de las que se confesaba fan. Su vida fue un desafío a los límites que el destino le fue poniendo por delante. Y, sin duda, ganó. D.E.P, profesor Hawking.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?