El equipo específico de atención educativa de la ONCE en Málaga ha puesto en marcha una hermosa iniciativa, dirigida a sus alumnos ciegos o con discapacidad visual grave, a los que quieren recordar la importancia de llevar mascarilla en sus salidas a la calle, como medida de protección ante el coronavirus.

Según informa ONCE en su página web, la campaña lleva como lema: ‘Boquitas bien tapadas y sonrisa en la mirada’, y se trata de que los profesionales de la ONCE puedan construir una cadena de solidaridad haciendo llegar por correo postal a cada alumno una mascarilla casera junto a un mensaje de su maestro o maestra. A través de dicho mensaje, quieren animar a los pequeños a que hagan uso de las mascarillas a pesar de los recelos previos que puedan despertar.

Artículo relacionado

Hola soy tu profe, quiero darte las gracias por portarte bien. Poquito a poco todo volverá a estar en orden. Hay fuera muchas personas que están trabajando para conseguirlo”, comienza el cariñoso mensaje que están recibiendo los niños de Málag, y acaba con una frase final de lo más inspiradora: "¡Ánimo, La ilusión puede con todo!", que además se ha convertido en el lema de la campaña institucional de la ONCE durante el confinamiento.

Los mensajes llevan, además, un código QR que les permite escuchar el tema ‘Resistiré’ interpretado por distintos cantantes españoles, que se ha convertido en un himno durante la pandemia.

Artículo relacionado

Nuria Rodríguez es una de las maestra de la ONCE en Málaga, como aficionada a la costura empezó con su familia a realizar mascarillas, dentro de la iniciativa Mascarillas Solidarias en Málaga, para surtir a los vecinos de la zona donde vive. De este modo, surgió una idea que fue extendiendo a sus compañeros del ámbito educativo. Hasta la fecha, ha confeccionado 300 mascarillas que han llegado a 120 familias con niños afiliados a la ONCE.

Confección de mascarillas solidarias
ONCE