La vida de María Jesús Ruiz ha dado un giro radical. Su paso por Supervivientes ha hecho que descubramos una nueva faceta de la modelo. Una guerrera, valiente y con muchísimas ganas de hacerse con la victoria. Finalmente, no pudo llegar a la final pero su experiencia en los Cayos le acompañará toda la vida. El hambre, la distancia con los suyos y los enfrentamientos han marcado su estancia en el concurso. ¿Qué es lo que peor ha llevado? ¿Y lo que mejor? La modelo incluso se atreve a confesarnos un 'secretillo' que nunca debería haber dicho en voz alta. Una pequeña traverura que realizó tal y como fue expulsada del reality... Ay, María Jesús, ¡casi te pillan!