Ya era una de las actrices preferidas de la audiencia, pero ahora Ana Milán ha acabado robando definitivamente a todos el corazón con la actitud optimista de la que ha hecho gala durante esta cuarentena. Consciente de sus capacidades, pero también de sus límites, y después de preguntarse qué podría hacer por mantener el ánimo de sus seguidores, optó por montarse unos estupendos monólogos sobre sus anécdotas y su día a día que son oro molido. La actriz ha arrancado auténticas carcajadas, hasta la lágrima y, en alguna que otra ocasión, el humor se ha elevado gracias a la intervención sorpresa de su hijo Marco.

Marco, que tiene 18 años, es fruto de la relación de Ana Milán con el actor Paco Morales. Es un joven discreto al que siempre se le ha visto en un segundo plano y nada interesado en la fama de su madre. De hecho, la pasión que le tiene ocupado todo su tiempo y su pensamiento es el fútbol y milita como portero en el C. D. Leganés. Dado su carácter reservado, sus apariciones en los directos de la actriz han causado un gran interés. Y es que las tronchantes bromas con las que 'trollea' a su madre dan buena cuenta de su gran complicidad y, sobre todo, del sentido del humor que ha heredado de ella. Conoce un poco más a Marco, una de las sorpresas de esta cuarentena.