Con la excusa de volverse a declarar su amor 25 años después de casados, Lydia Lozano y Charlie celebrarán su segundo enlace. Y como toda boda que se precie, antes hay que darlo todo en una buena despedida de soltera. La de Lydia tuvo lugar el miércoles 10 y contó con unas invitadas de lo más populares. De Belén Esteban, pasando por Rosa Benito hasta llegar a Terelu, todas sus compañeras de programa y cadena querían festejar esa noche sólo de chicas y llegaron con ganas de pasarlo bien.

Lydia reunió a 18 amigas en un local madrileño, donde bailaron, brindaron por la felicidad de la periodista y se lo pasaron en grande. Ella fue la primera en llegar y lo hizo vestida con un favorecedor vestido rosa sorbete, un color que le sienta fenomenal a su piel bronceada, algo que ya es seña de identidad en esta profesional del corazón, como sus mechas o sus bailes en ‘Sálvame’.

Lydia y Charlie renovarán sus votos matrimoniales el próximo 20 de junio, 25 años después de haberlos pronunciado por primera vez en 1990. Será una fiesta sencilla, de lo más íntima y a la que sólo están invitados los familiares y amigos más cercanos, por eso, la ‘despedida de soltera’ era la ocasión perfecta para reunirse con sus compañeras y celebrar de una manera más distendida una unión tan duradera.