Pol Badía tiene muy claro quién es el ser vivo que más le quiere y que le va a ser más leal toda la vida. ¿Adara? ¿El maestro Joao? El último expulsado de 'GH VIP 7' llegó a casa y allí recibió la bienvenida más efusiva posible. Se lanzó a sus brazos y no paró de menear el rabo como muestra de inmensa alegría. Sí, nos referimos a su perro, Odín, que se vuelve loco cada vez que su amo llega a casa.

Artículo relacionado

Pol Badía
Instagram

Odín, una vez más, salió a recibir a su amo con todos los honores. No es la vez que más tiempo han estado separados, pero las tres semanas en las que Pol ha permanecido en la casa de Guadalix seguro que se le han hecho eternas al perro. Y también a Pol, porque hay que ver cuánto se les echa de menos a estos animalitos. Pol y su 'socio', como él lo llama son buenos colegas y, todo hay que decirlo, Odín posa muy bien para las fotos. Parece profesional y todo.

Pol Badía y su perro Odín
Instagram

Tras la salvación de Gianmarco el martes pasado, Alba Carrillo y Pol Badía se jugaron su permanencia en la casa. Finalmente fue Pol quien tuvo que abandonar. Antes de marcharse tuvo unas palabras para Joao. "Dile a Joao que le quiero mucho, que no se preocupe por mí y que disfrute del concurso", le dijo a Alba. Sin embargo, pudo despedirse de él directamente con un último beso y abrazo con Joao en el confesionario. "Lo siento, siento lo que ha pasado", le dijo antes de decirle adiós.