Próximo destino: Qatar. La convulsa vida de los duques de Palma va a dar un nuevo giro después de la noticia de la imputación de la infanta Cristina en el ‘caso Nóos’, en el que está implicado Iñaki Urdangarin y que, finalmente, ha acabado por salpicar a su mujer.

Llegados a este punto de máxima tensión, la familia ha decidido poner tierra de por medio y alejarse de la presión que inevitablemente sufren sus hijos. En el país árabe será donde empezarán en breve su nueva vida.


[Lee el artículo completo en la revista LECTURAS:

Kiosco y Más

iTunes]