Inmersos en sus vacaciones de Semana Santa por España recorriendo parte del Camino de Santiago junto a sus cuatro hijos, Felipe y Matilde de Bélgica han vuelto a dejar claro su pasión por nuestro país. Los soberanos pasarán varios días realizando un tramo del 70 kilómetros por Castilla-León, en concreto el que une las localidades de Itero de la Vega y San Nicolás del Real Camino.

Artículo recomendado

Felipe y Matilde de Bélgica, con sus hijos, retoman en Palencia el Camino de Santiago

Felipe y Matilde de Bélgica, con sus hijos, retoman en Palencia el Camino de Santiago

Un viaje privado que están realizando acompañados de los príncipes Elisabeth, Gabriel, Emmanuel y Eléonore, así como de un grupo de amigos, con quienes repiten la experiencia de realizar parte del Camino de Santiago en este año Jacobeo durante estos días de parón en sus compromisos institucionales.

Familia Real de Bélgica

La Familia Real de Bélgica pasa sus vacaciones de verano en Île d’Yeu, una isla francesa situada en el golfo de Vizcaya.

Gtres

Durante 2017, 2018 y 2019, los reyes de Bélgica pasaron unos días junto a sus hijos por las provincias de Burgos y Palencia. El primer año, acompañados de sus hijos varones y algunos amigos, Felipe y Matilde optaron por volar hasta Pamplona en un vuelo privado, y desde allí se trasladaron hasta Estella para alojarse en el Hotel Tximista.

Inmersos en las procesiones y tradiciones de Semana Santa, la Familia Real inició el Camino de Santiago en la Colegiata de Roncesvalles.

Felipe y Matilde de Bélgica
Gtres

En 2018, los soberanos belgas fueron peregrinos por el Camino Francés, recorriendo escenarios de Álava y La Rioja, comenzando por Viana, a escasos kilómetros de Logroño, llegando en su primera etapa hasta Nájera y dejando claro durante su ruta lo mucho que les gustó el paisaje de viñas que hay entre las dos localidades. El tercer año (2019), incluyeron en su visita pueblos como Itero de la Vega, Frómista, Castrojeriz o Boadilla del Camino.

Ahora Felipe y Matilde, tras dos años de pandemia en el que no era seguro viajar, han retomado esta tradición que parece que vuelven a coger con fuerza y muchas ganas. Cabe recordar que en 2011, también quisieron conocer la Semana Santa de Alburquerque (Badajoz) y, tres años más tarde, fueron recibidos por los reyes Juan Carlos y Sofía en su primera visita de Estado como monarcas de Bélgica.