A cientos de kilómetros del Principado recuperándose aún de las dolencias que le ha provocado estar lejos de casa durante tanto tiempo luchando contra una grave infección, Charlene vuelve a ser atacada por una expareja del príncipe Alberto, y la culpable no es Nicole Coste.

Artículo recomendado

Alberto de Mónaco habla del esperado regreso de Charlene de Mónaco al Principado

Alberto de Mónaco habla del esperado regreso de Charlene de Mónaco al Principado

En esta ocasión ha sido la playmate y presentadora italiana Simona Tagli, quien mantuvo una relación con soberano monegasco durante tres años a finales de los 90, la que ha concedido una entrevista enfocada principalmente en la princesa a la cadena alemana RTL.

Además de sus palabras, la italiana ha publicado recientemente (el pasado 14 de febrero, día de San Valentín), una imagen de hace más de dos décadas, en la que se la ve compartiendo mesa y brindando con Alberto de Mónaco, a quien ella considera todo un "príncipe azul". "Recordando un encuentro mágico. Quiero desearles a todos Feliz San Valentín", cita junto a la imagen.

En sus declaraciones, Simona no ha dudado en confirmar que "el príncipe era muy apasionado", consiguiendo así que ella se decidiera a romper el voto de castidad que había hecho tras su divorcio. "El príncipe Alberto un amante de sangre caliente. Me atrajo especialmente el contraste. Un hombre tan poderoso, pero que es totalmente infantil por dentro".

Simona Tagli
Instagram Simona Tagli

"Le gustaba especialmente mi feminidad, mi sex appeal. Siempre tuve un gran cuerpo, en ese momento yo era incluso un símbolo sexual. Pero espero que él se fijara en mi cabeza y mi corazón", ha continuado en su entrevista con el citado medio.

Pero no todo iba a ser hablar de ella misma. Simona ha querido meter el dedo en la llaga sobre la complicada situación que vive Charlene, asegurando que ella hubiera afrontado la situación de otra manera. "Me irritó mucho que se quedara en Sudáfrica el año pasado y no viera a sus hijos. No se le permitió tomar un avión por razones de salud; pero bueno, como madre, yo habría nadado o tomado un bote". Unas afirmaciones que podrían sentarle muy mal Charlene teniendo en cuenta lo mucho que ha sufrido lejos de sus hijos.

Alberto, Jacques y Gabriella de Mónaco
Palais Princier de Monaco

La italiana ha querido salvar estas declaraciones con una defensa inesperada hacia la mujer de su expareja con respecto a las declaraciones de Nicole Coste, que ha considerado "vergonzosas". Un pequeño respiro para Charlene que, por lo que parece, de momento sigue sin poder descansar tranquila desde su retiro en Suiza. ¿Qué será lo siguiente?