La reina Letizia ponía punto y final a una semana muy tranquila de trabajo recibiendo en el palacio de la Zarzuela a una representación de los dos comités de expertos de la Federación Española de Enfermedades Raras.

Y como en toda aparición pública de la mujer de Felipe VI, ponemos una atención especial a su estilismo. En esta ocasión ha recuperado un diseño exclusivo de Carolina Herrera con escote en V y estampado en zigzag en blanco y burdeos. Un vestido muy favorecedor, perfecto para el verano y que estrenó en junio de 2018 durante su viaje por Estados Unidos.

Artículo relacionado

Como ya hizo en aquella ocasión, los ha combinado con unos salones destalonados de color burdeos de Lodi. Y como ya viene siendo habitual no se ha separado de sus joyas favoritas: los pendientes de oro amarillo y diamantes de Gold & Roses y su inseparable anillo de plata bañada en oro de Karen Hallam.

Reina Letizia

Solo habrá que esperar hasta el lunes para ser creer en si la Reina apuesta por lucir de nuevo esos vestidos que tiene en el fondo del armario o bien nos sorprende con nuevas prendas.