Parece que Nicole Coste, ex de Alberto de Mónaco, no ha reaparecido por el Principado únicamente para celebrar el 18º cumpleaños de su hijo en común con el príncipe monegasco, Alexandre Grimaldi-Coste. Ha exazafata, que se ha dejado ver en uno de los eventos más importantes de la Cruz Roja, ha aprovechado la polémica de su visita y del delicado momento que Charlene y Alberto están atravesando en la distancia para hacer unas declaraciones de lo más sorprendentes contra la sudafricana.

Artículo relacionado

En exclusiva para la revista Paris Match, Nicole ha realizado la que es su primera entrevista en 15 años, unas palabras con las que descubre una cara oculta de la princesa Charlene y reaviva la guerra entre ellas. Lo ha hecho en el mismo medio que hace dieciséis años publicaba que Alexandre era hijo de Alberto y que el monegasco se negaba a reconocerlo. Pocos meses después, Alberto aceptaba públicamente su paternidad y aseguraba que el pequeño contaría con su ayuda y manutención.

Alberto y Charlene de Mónaco
Gtres

A pesar de que la expareja del monegasco siempre ha intentado llevarse bien con Charlene, tal y como ella misma explica parece que la princesa no se lo ha puesto tan fácil. "Teniendo en cuenta nuestros respectivos lazos con el príncipe deberíamos apoyarnos cordialmente. En nuestra situación, la diplomacia debe imponerse".

Dejando clara su intención inicial, Nicole ha expuesto algunos ejemplos con lo que "he vivido cosas que me han alertado e impactado", explica. Entre ellos, que Charlene " cambió a mi hijo de habitación, aprovechando la ausencia de su padre y lo instaló en el ala de los empleados", gesto por el cual reconoce "no encontrar palabras".

Nicole Coste y Alberto de Mónaco
Gtres

Sin embargo, Nicole sí que ha tenido buenas palabras para su expareja. "Alberto siempre ha asumido su papel de padre y nunca se ha tenido que llegar a ningún acuerdo económico entre nosotros. Suelen practicar deporte juntos y también hablan de política", ha explicado añadiendo que, a pesar de la diferencia de edad, también mantiene una buena relación con los mellizos.

"Jacques y Gabriella son aún muy pequeños, pero cuando Alexandre tiene la oportunidad de verlos, juega feliz con ellos", relación que es más cercana y estable con su hermana mayor, Jazmin Grace Grimaldi, hija de Alberto de Mónaco y la camarera estadounidense Tamara Jean Rotolo, en la que ha encontrado el apoyo y el cariño que ha necesitado en sus momentos familiares más complicados.