Si hay algo que se ha analizado de Meghan Markle en cada una de sus apariciones como ‘royal’ es su estilismo. Cada prenda y cada complemento que ha lucido la mujer de Harry de Inglaterra se ha estudiado al detalle. Pero esto era algo que ya le sucedía a la exactriz antes de comenzar su relación con el duque de Sussex. En cada uno de los eventos a los que asistía o en cada publicación de Instagram que compartía cuando era conocida por su trabajo en el mundo de la interpretación, todo lo que se ponía era analizado con lupa. La diferencia entre ambas etapas es que cuando todavía no pertenecía a la corona británica parecía encantada con que los medios de comunicación y sus fans se fijaran en sus estilismos. Incluso ella se dedicaba a compartir los detalles de sus outfits con sus seguidores. Y entre todos sus complementos, había uno por el que tenía (y por el que probablemente sigue teniendo) especial predilección.

Artículo relacionado

Se trata de los zapatos. En más de una ocasión Meghan compartió fotografías del calzado que elegía tanto para su día a día, como para los eventos más elegantes, como para sus jornadas de trabajo. Y con tantas fotografías dejó claro que tenía una amplia colección de zapatos. En especial con una imagen de unas estanterías en las que había casi medio centenar de pares de zapatos, cada uno de una forma y un color. En el caso de esa foto todos eran de tacón. Algunos cerrados, otros abiertos, unos más altos, otros más bajos, algunos con detalles especiales… Y en cuanto a marcas también contaba con una gran variedad. Manolo Blahnik, Jimmy Choo, Christian Louboutin, Aquazzura, Alexander McQueen, Saint Laurent o Fendi son algunas de las marcas que estaban muy presentes en la espectacular estantería de Meghan Markle.

Zapatos Meghan Markle

Además su colección no terminaba aquí. Seguro que a estos zapatos de tacón hay que añadir otros de otros estilos. Sandalias o zapatos cerrados planos, calzado deportivo, botas o botines también estaban muy presentes en el vestidor de la por entonces también ‘influencer’. En aquel momento la duquesa de Sussex contaba con un blog, ‘The Tig’, donde compartía con sus seguidores su día a día y sus gustos. Sobre sus zapatos reveló que “algunos días me pongo un único par de zapatos y, en otros, mis pies encadenan un calzado bonito tras otro del día a la noche”. De esta forma dejó claro lo importante que es para ella elegir el calzado adecuado para cada ocasión.