De nuevo, Matilde de Bélgica sale de Palacio para mostrar su cara más solidaria y empática ante la situación de crisis sanitaria provocada por el covid-19.

Artículo relacionado

La reina de los belgas, que desde el primer momento de la pandemia se ha convertido en el mejor ejemplo a seguir, no ha dudado en ponerse la mascarilla para acudir a una conocida cadena de supermercados en Gerpinnes.

Matilde de Bélgica
Gtres

Allí, ataviada con mascarilla y guantes con los que prevenir cualquier contagio, la esposa del rey Felipe de Bélgica ha mantenido diferentes charlas con el personal y los trabajadores del centro, dentro del marco del impacto de la crisis del coronavirus en su campo.

La reina realizaba una visita por uno de los supermercados acompañada de uno de los directores del centro, con quien ha hablado sobre el esfuerzo que se ha mantenido en toda la cadena de consumo para asegurar el suministro de productos de primera necesidad durante todo el periodo que está abarcando la pandemia.

Matilde de Bélgica
Gtres

Una vez más, Bélgica se posiciona en cabeza en el apoyo que las Casas Reales europeas están mostrando a sus ciudadanos. Tanto social como moral y económicamente, los reyes Felipe y Matilde se han mostrado más cercanos que nunca, adaptando sus agendas a cubrir atender todas las necesidades provocadas por la complicada situación por la que atraviesa su país.

Hace unos días veíamos también fuera de Palacio a su esposo. El soberano acudía a la Sala de Correos de la oficina de distribución de correos en Braine L’Alleud, con el fin de conocer de primera mano el trabajo que se está realizando en estos tiempos tan complicados.