Son pocas las Casas Reales que prescinden de compañeros de cuatro patas que, en la mayoría de las ocasiones, incluyen como uno más en la familia y hasta incluso llevan a los acontecimientos más especiales del año. Entre ellas, los famosos corgis de la reina Isabel II, quien los ha tenido desde sus 18 años.

Artículo recomendado

Charlene de Mónaco regresa al Principado con un acompañante inesperado: un perro llamado Khan

Charlene de Mónaco regresa al Principado con un acompañante inesperado: un perro llamado Khan

Pero la monarca no es la única que cuenta con sus mascotas tanto en los momentos felices como en los más complicados. Así nos sorprendía Charlene de Mónaco al aterrizar en el Principado el pasado mes de octubre después de varios meses atrapada en Sudáfrica. La princesa, que llegó en helicóptero, aparecía acompañada de Khan, convertido en el mejor sustituto de su anterior perrita, la chiguagua Monte.

Todo apunta a que este cachorro de la raza Rhodesian Ridgeback es el nuevo fiel compañero de la princesa, un aliado para aliviar la distancia que, ahora desde su retiro en Suiza, mantiene con su marido y sus hijos, Jacques y Gabriella.

En la Casa Real de Noruega también han presentado a un nuevo miembro de la familia que llegaba estas Navidades para paliar otra de las pérdidas más tristes del año, la muerte de su perrita Muffins el pasado verano. Lo hacían los príncipes Ingrid Alexandra y Sverre Magnus, hijos de Haakon y Mette-Marit, publicando varias imágenes junto a Molly Fiskebolle, "el miembro más nuevo de la familia del Príncipe Heredero", y aprovechando para felicitar con ella las fiestas.

Desde Holanda, Guillermo, Máxima y las tres princesas Amalia, Alexia y Ariane también felicitabas la Navidad con un posado en el que incluían a sus dos labradores, Skipper y Nala, y al pequeño Mambo, un caniche que ha sido el último en incorporarse al clan y que presentaron públicamente en octubre.

A juzgar por la imagen, parece que el cachorro es el "ojito derecho" de la reina Máxima, ya que lo mantiene sobre sus brazos durante todo el posado a pesar de que luce un imponente vestido de gala.

La Familia Real danesa también presentó hace unas semanas a dos nuevos cachorros de la perrita Grace, mascota de la princesa Mary. Lo hacían después de la cuarentena por positivo de la mujer del príncipe Federico, y días antes de que, desde Francia, los príncipes Joaquín y Marie, acompañados de sus hijos, felicitaran las fiestas con una estampa en la que incluían también a su fiel mascota, un pequeño caniche de color blanco.