Desde hace meses, las noticias que se reciben del rey Harald de Noruega suelen estar involucradas en su estado de salud. El soberano, intervenido hace unos días de corazón con el objetivo de mejorar su respiración, permanece de baja mientras se recupera al cien por cien, dejando a su hijo Haakon al mando de la Corona como regente.

Artículo relacionado

Pero el esposo de la reina Silvia no ha dejado pasar la oportunidad para rememorar sus años al frente de la World Wildlife Fund -Fondo Mundial para la Naturaleza-, ya que fue presidente de la sede de Noruega entre 1970 y 1991, mientras era príncipe heredero.

Lo ha hecho como patrocinador e imagen de la campaña televisiva A sea of ​​possibilities (Un mar de posibilidades), que tiene como objetivo recaudar fondos destinados a combatir el plástico en los océanos.

Harald de Noruega

La recaudación obtenida se invertirá en formar a equipos de diferentes países para que puedan contribuir a una mejor gestión de los residuos plásticos y el reciclaje. Se trata de una de las acciones principales que la WWF está realizando durante 2020 con motivo de su 50º aniversario.

Artículo relacionado

Harald no es el único royal europeo implicado en este tipo de acciones solidarias y de respeto al medioambiente. Junto a él, el príncipe Alberto de Mónaco encabeza el listado de los soberanos más concienciados con este tipo de acciones.

El monegasco es presidente de Because The Ocean, una organización que ha presentado un informe sobre la capacidad de los océanos para frenar el calentamiento global. Por este motivo, no falla a ninguna de las citas mundiales que se celebran a propósito de este tipo de temas, como hizo en la pasada Cumbre del Clima de Madrid, celebrada en diciembre de 2019.

Alberto de Mónaco
Gtres

A ellos se les suma la princesa Mary de Dinamarca, quien el pasado mes de septiembre asumía la presidencia de la World Wildlife Fund siguiendo los pasos de su difunto suegro, el príncipe Henrik. La mujer de Federico de Dinamarca iniciaba así el cambio tan ansiado para la Casa Real danesa, que espera ir puliendo cuando esté al frente de la Corona como reina del país.

[Imágenes: Kongehuset / Brian Adams / AP / NTB]