¡Sopresa! Los príncipes Federico y Joaquín de Dinamarca se han reunido este lunes 29 de agosto para sorprender a su madre, la reina Margarita, durante el desfile militar en la Estación Naval de Korsø previsto en la agenda de la soberana con motivo de sus 50 años al frente de la Corona.

Artículo recomendado

Margarita de Dinamarca recibe un suculento regalo para reformar la residencia donde pasa sus vacaciones

Margarita de Dinamarca recibe un suculento regalo para reformar la residencia donde pasa sus vacaciones

"Fue una gran sorpresa para Su Majestad la Reina cuando Sus Altezas Reales el Príncipe Heredero y el Príncipe Joachim se unieron hoy al desfile militar con motivo del 50 aniversario del gobierno de Su Majestad en la Estación de la Flota Korsør", se ha anunciado desde la Casa Real danesa compartiendo varias imágenes del acto.

Federico y Joaquín de Dinamarca
Det Danske Kongehus

Entre ellas puede verse a unos muy sonrientes y emocionados Federico y Joaquín de Dinamarca luciendo sus respectivos uniformes militares momentos antes de sorprender a su madre con esta asistencia inesperada. La reina no pudo evitar emocionarse y mostrar una enorme sonrisa durante todo el acto.

"El desfile militar fue visto por escolares del municipio de Slagelse, empleados de la estación de la flota, así como por una audiencia especialmente invitada compuesta por asociaciones deportivas locales y ciudadanos. Al final del desfile, la Reina dio un breve discurso, en el que Su Majestad agradeció a la Defensa los esfuerzos por Dinamarca en los últimos 50 años".

Margarita de Dinamarca
Det Danske Kongehus

No es común ver a ambos príncipes juntos en un acto institucional ya que el menor de los hermanos vive en París junto a su esposa Marie y sus hijos; mientras que el heredero de la Corona reside en su país de origen. Sin embargo, los festejos por el Jubileo de Oro de Margarita de Dinamarca están reuniendo a la familia más de lo habitual.

El verano también es un momento especial para la Casa Real danesa, cuando suelen pasar unos días de vacaciones en el Palacio de Graasten, la residencia veraniega de la familia.

[Imágenes: Det Danske Kongehus]