Hace más de veinte años que Sarah Ferguson y el príncipe Andrés se divorciaron. Pero tan buena es la relación entre los duques de York que ayer fue un día muy especial para ellos. Se cumplieron treinta y tres años de su matrimonio, un instante que recuerdan con mucho cariño.

Artículo relacionado

Pese a estar divorciados fueron muchos quienes felicitaron al ex matrimonio por su aniversario de bodas. Pero hubo alguien muy importante en sus vidas que se olvidó por completo de festejar ese día tan señalado en el calendario del hijo y de la ex nuera de Isabel II.

Su hija Eugenia no se acordó de felicitarles. Para pedirles disculpas y arreglarlo ha utilizado su cuenta de Instagram. Un día más tarde ha compartido dos fotografías del día de la boda de sus padres y les ha dedicado unas bonitas palabras en las que les pide disculpas y les da las gracias.

“Gracias por ser los mejores amigos y mantenernos unidos”, ha escrito la joven. Porque si algo destaca de la relación entre Sarah Ferguson y el príncipe Andrés es lo bien que se llevan casi desde el día que decidieron tomar caminos por separados.

De hecho en las últimas apariciones que han realizado juntos los duques de York se han mostrado de lo más unidos y han avivado los rumores sobre su reconciliación. Algo que siempre les persigue y que parece no importarles.

Esto es algo que tal y como ha reflejado Eugenia en Instagram, enorgullece tanto a ella como a su hermana Beatriz. Las primas de Guillermo y Harry de Inglaterra siempre presumen de la buena relación que tienen sus padres.