Si hace unos días la veíamos inaugurando el barco Bélgica, el nuevo buque de investigación oceanográfica que el gobierno belga ha adquirido para ampliar su flota y ponerlo en marcha próximamente, este jueves la princesa Elisabeth de Bélgica ha vuelto a atender su agenda en solitario en una visita a la Universidad KU Leuven. Una agenda que no hace más que crecer y crecer.

Artículo recomendado

Elisabeth de Bélgica, encargada de bautizar el nuevo buque de investigación oceanográfica del país

Elisabeth de Bélgica, encargada de bautizar el nuevo buque de investigación oceanográfica del país

En concreto, la hija mayor de los reyes Felipe y Matilde de los belgas ha acudido a inaugurar un laboratorio de impresión 3D en este centro universitario de Bélgica, un aula que llevará su nombre en honor a la futura reina del país. A sus 20 años, Elisabeth inicia una nueva etapa que, sin duda, servirá de ejemplo a otras herederas de Europa, como la princesa Leonor, Amalia de Holanda o Ingrid Alexandra de Noruega.

Elisabeth de Bélgica
Gtres

" El Laboratorio de fabricación aditiva Princess Elisabeth podrá desarrollar los materiales, máquinas y aplicaciones 3D del futuro mientras forma una nueva generación de ingenieros con conocimientos de técnicas modernas de producción. La impresión 3D ya está sucediendo en muchas áreas: en el cuidado de la salud, por ejemplo, para articulaciones artificiales personalizadas o en la aviación para piezas de vuelo livianas. Al vincular su nombre al laboratorio, Princess y KU Leuven quieren entusiasmar a una nueva generación de estudiantes jóvenes y mujeres por la ciencia y la tecnología", ha informado la propia Casa Real junto a un vídeo de la joven durante su visita.

Para su cita, la princesa ha optado por un estilismo muy adulto con el que deja atrás esos looks informales con los que la hemos visto crecer, con zapatillas, vaqueros y camisetas básicas. Elisabeth ha escogido un traje bordado de pantalón palazzo que ha combinado con unos originales pendientes en forma de pescados.

Elisabeth de Bélgica
Gtres

La hija de Felipe y Matilde de Bélgica ha escogido este traje firmado por Emporio Armani cuya prenda estrella es el bolero superior, que cuenta con con bordado damero y un escote redondo con cordón ajustable adornado con puntas de pasamanería. Una elección perfecta para marcar sutilmente su figura.

Además de una cómoda y juvenil coleta alta -uno de sus peinados favoritos- con la que dejaba ver sus divertidos pendientes de J Crew, la princesa ha completado su estilismo con unos sencillos salones de ante nude y un bolso de piel en color crudo con forma de lazo de Furla.