Coetáneo de la princesa Leonor y de su futura compañera de Bachillerato, Alexia de Holanda, Christian de Dinamarca también inicia este curso una nueva etapa en su vida: la de estudiar fuera de casa y lejos de las comodidades de Palacio aunque en su caso, no traspasará fronteras. Son 120 los kilómetros que separan el que será su centro educativo los próximos dos años del Castillo de Fredensborg, residencia del príncipe.

Artículo relacionado

Será en la Herlufsholm School, ubicada en la ciudad danesa de Naestved, al sur de la isla de Selandia, donde el primogénito de los príncipes Federico y Mary de Dinamarca comience esta aventura dentro de una semana, concretamente el próximo lunes 16 de agosto. Así, Christian se adelanta a las princesas Leonor y Alexia, que pondrán rumbo a Gales a finales de mes.

Christian de Dinamarca
Gtres

Tal y como ha informado el medio danés Billed Bladet, el joven se instalará en su nueva residencia este miércoles 11 de agosto con el objetivo de ir adaptándose a su nuevo hogar y poder conocer a sus compañeros de curso. Herlufsholm School cuenta anualmente con más de 600 estudiantes que provienen de todo el mundo con los que el príncipe podrá, además de compartir asignaturas y aprendizaje, realizar otras actividades extraescolares deportivas, solidarias y creativas.

Al terminar su etapa escolar, la Casa Real informaba de los nuevos planes del príncipe a través de un comunicado: "El Príncipe quiere continuar sus estudios en Herlufshom Gymnasium, en Naestved, donde se ha matriculado como estudiante interno de la escuela después de las vacaciones de verano".

El centro se ha mostrado entusiasmado por la elección del nieto de la reina Margarita: "Estamos felices y orgullosos de que el futuro heredero al trono nos haya elegido. Esperamos conocerlo", indicaba el director de la escuela Herlufsholm, Mikkel Kjellberg" después de la noticia ofrecida por la Corona.

Herlufsholm School está instaurado en un edificio gótico del siglo XII y que años atrás albergó un monasterio benedictino. De dimensiones inmensas, cuenta con varios edificios anexos con iglesia, dos comedores, un salón de baile, el apartamento del rector, estudios de música, dormitorios y estancias para los 600 alumnos y sus profesores, y otras salas dedicadas a las comodidades y actividades de los estudiantes. El campus suma amplias zonas ajardinadas, una biblioteca de 1911 y un hospital propio, todo ello custodiado por el río Susa.