Poco queda de esa joven de carácter polémico que ponía sobre las cuerdas a la reina Letizia con cada declaración pública. Desde que cumpliera la mayoría de edad, Carla Vigo Ortiz, adoptó un perfil bajo que le llevó a protagonizar un acercamiento con su familia materna, sobre todo con doña Letizia, Leonor y Sofía, con quiénes festejó la pasada Navidad.

Artículo relacionado

A solo unas semanas de cumplir 20 años, la sobrina mayor de la Reina ha tomado una determinación con respecto a su vida que pasa por abandonar España temporalmente. Tal y como anuncia 'Vanitatis' en exclusiva, Carla habría decidido apostar por su futuro y para ello se ha trasladado al sur de Alemania para continuar con sus estudios.

La joven lleva aproximadamente una semana en el país vecino y poco a poco se va situando a esta nueva vida, una aventura que seguro será una gran experiencia para ella. Este mismo lunes, compartía en su perfil de Instagram varias imágenes tomadas en el lago de Constanza, su primera ruta turística por la zona a la espera de dar inicio a las clases.

Paradies

Una publicación compartida de Carla (@carlisss__00) el

¿Por qué Alemania? Quizás el destino no ha sido elegido al azar. Cabe recordar que su madre, Erika Ortiz, también pasó una temporada en el país germano siendo una adolescente. Pero no sería el único vínculo que le une a su desaparecida madre. Apasionada del mundo del arte, el sueño de Carla es ser bailarina profesional o, por qué no, actriz. La hermana de la reina Letizia también tenía una conexión especial con esta práctica y no dudó en formarse en Bellas Artes.

La joven recuerda en numerosas ocasiones a su madre, fallecida hace más de 13 años, y es que la echa enormemente de menos. Carla no oculta que siente como Erika le guía y le ayuda para seguir adelante sin su presencia.