Este 15 de noviembre Bélgica celebra una de las fechas más especiales de su calendario: el esperado Día del Rey. Una jornada en la que se conmemora a Leopoldo, quien fue primer monarca del país.

Artículo relacionado

Desde 1866, el país celebra esta jornada tan señalada con una serie de festejos que se inician con un acto religioso presidido por Alberto y Paola de Bélgica. Acompañados del resto de la Familia Real, los exmonarcas asisten al Mass Te Deum, que tiene lugar en la Catedral de San Miguel y Santa Gudul.

Felipe de Bélgica

La Casa Real de Bélgica cancela el Día del Rey por las restricciones del covid-19.

Gtres

Junto a Felipe, Matilde y el resto de la familia, acuden también varios representantes del Gobierno federal de los reconocidos servicios de culto. Posteriormente, tiene lugar una celebración en el Parlamento, también con la presencia de la Familia Real y cientos de ciudadanos de todo el país. Es entonces cuando los belgas aprovechan para acercarse a saludar a los miembros reales.

A pesar de que se trata del gran día de Bélgica, este año las restricciones sanitarias ocasionadas por el covid-19 han provocado la cancelación del Te Deum y la ceremonia en el Palacio de la Nación. Para compensar esta decisión desde la Corona se ha publicado una seria de imágenes de archivo que conmemoran esta fecha tan especial.