¡Día de celebraciones para la Casa Real de Holanda! Este 27 de abril el rey Guillermo sopla 55 velas, una fecha muy especial que, tras dos años sin poder festejarlo, vuelve a convertirse en una de las fiestas más esperadas de los Países Bajos.

Artículo recomendado

El príncipe Harry protagoniza junto a Guillermo de Holanda una imagen impensable en Reino Unido

El príncipe Harry protagoniza junto a Guillermo de Holanda una imagen impensable en Reino Unido

Como en cada ocasión, el monarca y su familia visitan una ciudad nueva para soplar las velas, y este año se trasladarán a Maastricht, hasta donde se movilizarán también cientos de ciudadanos holandeses con el color naranja por bandera y ganas de felicitar y festejar a su soberano. Actividades, mercadillos y conciertos llenarán las calles de todo el país en este regreso de la cita más ansiada del año.

Familia Real de Holanda
Gtres

A primera hora, los reyes Guillermo y Máxima junto a sus hijas, las princesas Amalia, Alexia y Ariane, han mostrado la primera imagen del día, rumbo a "Maastricht y de la provincia Limburg". Sint Servaasbrug ha sido punto de partida escogido para esta jornada tan conmemorativa. Una reunión que ha supuesto el regreso por unos días de Alexia, que se encuentra estudiando en Gales, y la vuelta del año sabático de la primogénita de la familia.

En la fotografía ya podemos ver los estilismos escogidos por la reina Máxima y sus hijas. La soberana ha optado por un vestido fucsia que luce bajo un abrigo-capa en beige, con complementos nude y un sombrero de rafia. Todo apunta a que se trata de una elección reciclada de su armario, y firmada por una de sus marcas de referencia, Natan, que ya hemos podido ver en más de una ocasión.

Amalia, Alexia y Ariane de Holanda
Gtres

Por su parte, sus dos hijas mayores han optado por trajes de chaqueta, de rayas beige y tonos crudos, y en verde, respectivamente. Las mujeres de la Familia Real han "jugado" con la combinación de colores en sus complementos, llevando Alexia un bolso fucsia como el vestido de su madre, y Amalia uno verde, a juego con el traje de su hermana. Ariane, vuelve a mostrar la faceta más discreta dela familia, con un vestido con falda corta plisada en azul marino.

Máxima de Holanda
Koninklijk Huis

Durante la mañana, la Familia Real ha participado en diferentes actividades, mostrándose muy cómplice, divertida y cercana. Han sido muchos los holandeses que han querido fotografiarse y saludar a los reyes y sus hijas, quienes no han dudado en realizar un brindis con los asistentes de las calles por los 55 años del monarca Guillermo.

Todos han recibido flores y otros obsequios, además de disfrutar de un pequeño concierto a cargo de una orquesta que ha hecho bailar a todos. El día tan soleado ha acompañado esta celebración tan esperada tras dos años de pandemia en la que la Casa Real no pudo festejar junto a sus ciudadanos.