Cuando su escándalo con la periodista Alexia Rivas se convirtió en el tema más buscado de toda la cuarentena, el nombre de Alfonso Merlos traspasó fronteras. El abogado reconvertido en analista político veía cómo su privilegiada posición se hacía añicos, una situación que termina cristalizándose al acabar cesado del Colegio de Abogados de Madrid.

Artículo relacionado

En concreto, el colaborador de El Programa de Ana Rosa ha llegado a un acuerdo con el organismo del que fue nombrado director de comunicación en 2018. El ICAM y el letrado han convenido que, dadas las circunstancias, lo mejor era cesar su contrato. A partir de ahora, el colaborador dejará de percibir los 185.000 euros anuales que cobraba, a los cuales había que sumar otros 90.000 euros en concepto de gestión.

Artículo relacionado

El Colegio le había dado un ultimátum: nada de tele. El organismo le ponía contra la espada y la pared y, si este quería seguir ostentando su puesto, debía renunciar, del todo, a la televisión. Desde este primer aviso, Merlos se recluyó en su domicilio, pero ahora, tras su cesión tiene camino libre para regresar a los medios y retomar su carrera como comentarista y analista político.

Ha sido el medio especializado Confilegal quienes han señalado que el contrato del novio de Alexia había sido rescindido de acuerdo mutuo y que la semana próxima la cesión será efectiva.