Explórate para prevenir el cáncer de mama y de piel

Frente al espejo puedes hacer mucho para detectar muy al principio un cáncer de pecho o un melanoma

Explórate para prevenir el cáncer de mama y el de piel

8 de julio de 2017, 13:45

Son los tumores más diagnosticados, pero también los más prevenibles y los que permiten una detección más temprana. Es importante conocerse bien y aprender a escuchar nuestro cuerpo. La autoexploración también juega un papel muy importante, sobre todo ahora que Sanidad espacia pruebas diagnósticas como la mamografía.

La autoexploración mamaria, justo tras la regla

El cáncer de mama precoz no suele presentar síntomas, por lo que conviene autoexplorarse cada mes tras la regla, cuando la mama está más blanda y se nota mejor cualquier bulto. Si estás en la menopausia, busca un día fijo al mes.
1. Ante el espejo. Mira si se ha producido en tus pechos algún cambio de forma o tamaño, si hay secreciones o sangre en los pezones.
2. Colócate con los brazos junto al cuerpo y después sobre la cabeza. Con los dedos juntos y con las falanges (no con las puntas), presiona con suavidad pero firmemente en el sentido de las agujas del reloj, de las costillas al pezón. El nódulo maligno suele ser duro, con bordes irregulares y no se desplaza.

Observa tu piel

El tipo más normal de cáncer de piel, el melanoma, suele desarrollarse en un lunar o aparecer como una nueva mancha. Examínala también periódicamente, sin olvidar la parte posterior de los brazos o de las rodillas, la planta de los pies, los genitales... Con un espejo de mano enfrentado al de pared, examina la parte trasera del cuerpo.

Las lesiones pigmentadas pueden aparecer en cualquier localización y generalmente son benignas, pero algunos lunares pueden ser peligrosos. Para saber si debes acudir a un especialista, ten en cuenta la 'Regla del A, B, C, D y E':

A de 'asimetría', cuando un lunar regular cambia de forma.
B de 'bordes', si estos se vuelven irregulares.
C de 'color', si adopta varios tonos, de marrón a negro.
D de 'diámetro', si llega a superar los 6 mm.
E de 'evolución'. Si su crecimiento es rápido puede ser signo de alarma.

Hoy día existen técnicas de imagen digitalizada que permiten hacer diagnósticos certeros y observar los cambios precozmente. Usa fotoprotector en las zonas descubiertas.

Loading...