Lo que debes saber antes de teñirte

Si quieres descubrir qué color de cabello te sentará mejor, sigue leyendo. Averiguarás también cómo lograr que tu tinte luzca bonito durante más tiempo

Lo que debes saber antes de teñirte

21 de agosto de 2016, 12:35

A la hora de escoger el color del cabello, lo primero en lo que pensamos es en nuestro tono de piel y en el color de nuestros ojos. Y son una buena guía para acertar pero también hay que tener presentes otros aspectos.

¿Cada cuánto irás a la peluquería?

La economía y el tiempo disponible, por ejemplo, juegan un papel determinante. Si crees que irás a la peluquería cada mes, puedes apostar por cualquier tinte. Pero si consideras que solo tendrás tiempo y/o presupuesto para visitarla una vez por trimestre, no escojas un tinte permanente, porque se te verán demasiado las raíces. En este último caso, lo más acertado es apostar por baños de color o por tintes vegetales, que se van diluyendo poco a poco con cada lavado. En cambio, si no irás con mucha frecuencia a la peluquería, las mechas y los reflejos son perfectos para ti.

El corte también influye

En general, a los cabellos cortos les favorece más el 'monocolor', sin reflejos ni mechas. Lo mismo que si el cabello es fino o pobre, pues usando un único tono se le aporta más grosor visual; en cambio, si tu cabello es voluminoso y te decides por las mechas, pídelas anchas o pasarán bastante desapercibidas.

Cuestión de ojos y piel

Contempladas las premisas anteriores, sí que llega el momento de considerar el color de los ojos y la piel para acabar de acertar con el tono del tinte.

  • Si tus ojos son oscuros, te sentarán mejor los tintes de color castaño medio a negro; si son claros, los rojizos, rubios y castaños.
  • Si eres de cutis rosado, el pelo rojizo no te favorecerá; a las pieles blancas no les sientan bien ni los tintes demasiado claros (crean una imagen apagada) ni los muy oscuros; si tu cutis es moreno, rubios y castaños son los que más guapa te harán (evita igualmente los rojizos).

Pasados los 40

A medida que se cumplen años, el aspecto resulta más armónico si se huye de colores de pelo estridentes. Intenta moverte dos tonos hacia arriba o hacia abajo de tu propio tono. Si te pasas de oscuro, te pondrás años encima; si apuestas por un color demasiado claro, apagarás tu rostro.

¿Y si quiero dejar a la vista mis canas?

Llevar el pelo blanco puede ser muy estiloso pero debe arreglarse mucho para no parecer descuidada. Has de llegar a él poco a poco.

  • Si el tinte del que partes es oscuro, dile a tu peluquera que te decolore el cabello. Después, durante varios meses, tendrá que matizar el color de medios a puntas para ir igualándolo con el de las raíces.
  • Si ahora luces la melena rubia, ve matizándola de medios a puntas hasta que el tinte desaparezca.

En cualquier caso, córtate el pelo tanto como puedas en base al estilo por el que quieres apostar. Piensa que el pelo blanco resulta más favorecedor con medias melenas y cortos extremados.

Para alargar el tinte al máximo

Si utilizas champús, acondicionadores y mascarillas para pelo teñido no tendrás que teñirte tan a menudo. Por otro lado, el mismo día que te tiñas, ponte una mascarilla hidratante y déjala actuar durante por lo menos media hora. Cuando tomes el sol, usa un protector específico de cabello.

Loading...