¡Que se matan!

'Bailando con las estrellas': internet se troncha con dos caídas ÉPICAS

La audiencia en Twitter ha comprobado que no solo Bustamante y Yana son el único ingrediente del concurso que produce morbo...

1 / 10

1 / 10

Bailando con las estrellas. De bruces contra el suelo

2 / 10

Bailando con las estrellas 08. Maldita cola

3 / 10

Bailando con las estrellas 07. Las redes se hacen eco

4 / 10

Bailando con las estrellas 06. Las caídas son tendencia

5 / 10

Bailando con las estrellas 04. Un 'campo de minas'

6 / 10

Bailando con las estrellas 03. Nada más divertido que una caída

7 / 10

Bailando con las estrellas 05. Todos a la enfermería

8 / 10

Bailando con las estrellas 01. No todo eran risas

9 / 10

Bailando con las estrellas 02. Mensajes maliciosos

16 de mayo de 2018, 14:48 | Actualizado a

Las redes sociales no siempre tienen mucho respeto por el mal ajeno. Si, como en este caso, es un mal ajeno 'pequeñito', se produce la locura. El primer programa de 'Bailando con las estrellas' se estrenaba este martes con el morbo añadido de ver a David Bustamante bordar un tango con su actual pareja, la bailarina rusa Yana Olina. Sin embargo, durante el transcurso del concurso, el público que lo comentaba desde Twitter comprobó que se trata de un programa no exento de cierto riesgo para los concursantes, sus parejas de baile e incluso el equipo técnico.

Y es que el directo dejó dos momentos protagonizados por caídas épicas que provocaron toda clase de chistes que corrieron como la pólvora y lo convirtieran en tendencia. ¿Hay algo más gracioso que una caída? Twitter demostró que no. Y los tropezones que se produjeron demostraron que el otro gran espacio de interés de 'Bailando con las estrellas' va a ser su enfermería, pues intuimos que no serán los últimos que veremos.

Relacionado con esta noticia

Manu Sánchez y Mireya se encontraban sobre la pista bailando un foxtrot al ritmo de 'Feeling good', cuando la cola de su vestido jugaba una mala pasada a la bailarina. La realización del programa hacía todo lo posible para disimular como se daba de bruces contra el suelo.

La misma suerte acabó corriendo un cámara que se armaba un lío con sus pies y los cables de otro compañero mientras, con el objetivo sobre el hombro, seguía de cerca cual corresponsal de guerra a Javier Hernanz –novio de Mireia Belmonte– y a su compañera.

Afortunadamente, ambos tortazos solo han quedado en una anécdota que las redes sociales han aprovechado para sacarles punta.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?