El bulevar

"Parece que si no tienes hijos y sigues soltero no eres feliz"

Màxim Huerta
Màxim Huerta

Más Sobre...

Famosos solteros

24 de febrero de 2016, 07:00

Vuelvo a Madrid con ganas. Tanto que me voy a la tintorería y rescato mi traje azul marino para irme a una fiesta. Me encuentro en el primer fotocall que da el pistoletazo a la Pasarela Cibeles y lo primero que me preguntan es si quiero ser padre, después si tengo pareja y cierran con un “cuándo vuelves a la televisión”. Entiendo el cariño y me alegro, pero parece que si no tienes hijos, sigues soltero y no estás en televisión es que no eres feliz. Como si todos los que tienen pareja, son padres o trabajan en tele fueran felices. ¡Ay, incautos! Si os contara…

Relacionado con esta noticia

En fin, que París me ha dejado un buen sabor de boca (vuelvo pronto) y todo lo que me digan me parece bien. Hasta andar soltero por una fiesta llena de posibilidades con la copa de licor 43 en la mano. Nos han confundido mucho desde pequeños. Los cuentos infantiles acababan con la boda de los protagonistas; yo, en cambio, siempre pensé que ese era el verdadero inicio del cuento. Pero existe la manía de creer que los que están solteros no han hecho su vida. Ya está bien de engaños.

Me encuentro en la fiesta a Natalia Verbeke, me encanta su sonrisa, Pablo Puyol, otro que tal, Loquillo, Pelayo y su nuevo tatuaje, Adriana y sus tacones imposibles, Féliz Gómez, Pilar López de Ayala, Bárbara Lennie, Manuela Vellés… Pero de todos los que aparecen en la fiesta me rindo ante Julián Villagrán, Velázquez en 'El Ministerio del Tiempo'. Obviamente va sin la peluca de rizos, pero le reconozco por el bigote. Pero me pasa como siempre, cuando admiro a alguien o soy fan de una serie, me cuesta acercarme a felicitarle por su trabajo. Sí, soy ministérico.

Ministerio del tiempo

Al día siguiente, volví al teatro para disfrutar otra vez de mi Bibiana, espléndida en 'El amor está en el aire' con Manuel Bandera. Cómo canta y cómo se mueve, qué fiera es mi niña. El director de cine Alfonso Albacete y yo, recién salidos del musical y tarareando canciones de la obra, nos fuimos a ver la exposición de Marina Anaya en la galería A Cuadros de Madrid. No iba yo muy fino de voz, pero Belinda Washington me recomendó infusiones de jengibre para cuidarme. Le haré caso. Entre las esculturas y los grabados de latón dorado estaba también la actriz Elena Anaya que tiene la capacidad de mirarte y enamorarte. Me contó que anda grabando una película en Londres y confieso que envidio a los que la abrazan en las escenas porque es tan atractiva como magnética. Podría estar mirándola toda la vida.

Noticias relacionadas

Más Sobre...

Loading...