Corte y confección

Paula Echevarría y David Bustamante, mucho más que dos

Mariángel Alcàzar
Busta y Paula
Más Sobre...
Separaciones Rupturas de famosos

20 de abril de 2017, 13:59

La separación de David Bustamante y Paula Echevarria lleva camino de convertirse en un filón más de los muchos que ha dado su relación, desde que se casaron el 22 de julio de 2006. Es un caso evidente de que los dos elementos tomados uno a uno no daban para más y, sin embargo, juntos eran mucho más que dos.

Desde el primer momento se vio claro que Paula, no solo por ser algo mayor, era más espabilada que David, demasiado intenso y visceral pero poco disciplinado a la hora de rentabilizar su fama como triunfito. Bustamante podía haber acabado como alguno de sus compañeros de academia que si bien tuvieron su momento de gloria no supieron sacar provecho profesional, pero llegó al máximo de su capacidad; no alcanzó el nivel de David Bisbal pero tampoco se quedó en Javián. En cualquier caso, su permanencia si no en la cima al menos en el campamento le ha permitido ganarse generosamente la vida, hacerse con un patrimonio y, si ha hecho algunas inversiones, disfrutar de una economía más que saneada durante años. Con ese perfil discreto, como cantante, como persona y como personaje, su unión con Paula Echevarria le ha dado a Bustamante una mayor visibilidad. También Paula se ha beneficiado. Su boda con el cantante le hizo saltar del pelotón a la cabeza de la carrera de aspirantes a actriz de moda; su talento interpretativo es parejo al de muchas otras que han obtenido papeles protagonistas por su cara bonita, sin que el arte, ni la vocación o el talento tengan mucho que ver.

Relacionado con esta noticia

Hace ya algún tiempo que, tanto arrumaco en la playa de Ibiza, tanto viaje promocionándose a sí mismos, tanto vídeo cantando a dúo y tanta foto en las redes sociales, resultaba sospechoso. El matrimonio funcionaba perfectamente en el plano comercial y nada une más que el interés común, así que por qué permitir que el desamor marcara los tiempos. ¿Qué ha cambiado ahora, para que ese montaje haya dejado de funcionar?

Los voceros de Paula y David aseguran que la pareja se quiere mucho y que, además, se siguen atrayendo físicamente y que por eso están luchando por salvar lo suyo. Pero ¿qué es exactamente lo suyo?: el gran negocio que generan juntos o su proyecto de vida. De momento, la filtración de su separación les ha vuelto a colocar en primer plano, sobre todo a ella que pasea modelitos en cada una de sus apariciones esta Semana Santa y sigue acumulando seguidores en sus redes sociales donde es considerada toda una ‘it girl’, aunque sus estilismos siempre tienen un punto de impostura. A él le ha tocado el papel de padre doliente, soportando además que se le atribuya una conducta inapropiada para un hombre serio y casado, dejándose caer que le gusta la noche casi tanto como a Dinio. Para compensar, a Paula se le atribuye un trato de favor hacia sus padres y establecer un perímetro de seguridad para con sus suegros.

Llegará el día, porque el asunto ya no da para más, en el que Paula y David cierren esta crisis con una separación formal o con una reconciliación pero siempre quedará la duda de si la salida, sea la que sea, es por el interés o por el capital.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...