Corte y confección

De cómo las misses hacen, o no, buenas bodas

Eva González Carmen Cervera Alba Carrillo Helen Lindes
Collage Misses

7 de julio de 2015, 09:08

Ser Miss España suele ser un buen negocio, excepto si llegas a Miss Universo como le pasó a Amparo Muñoz en 1972 y entras en una espiral de fama y adicciones. En general, casi todas las ganadoras del certamen que elige a las bellas oficiales suelen tener una mini carrera como modelos y, sobre todo se suben a una atalaya  desde donde otear buenos partidos. Desde Carmen Cervera, Miss en 1961, que, como sabe, tras equivocarse algunas veces, acabó casada con el barón Thyssen, hasta Helen Lindes, Miss en el año 2000, que este fin de semana ha celebrado en Mallorca su boda con el jugador de baloncesto, Rudy Fernández. La lista de bellas, que han utilizado su banda de miss como trampolín al altar es tan larga como comprensible, finalmente sus parejas también pueden presumir de la conquista.

Miss España ya no es lo que era y difícilmente nos acordamos del nombre de las últimas ganadoras y pocas logran ya un buen partido: Desiré Cordero, la última miss España, se tuvo que conformar con ser novia del hijo de Fernando Hierro. Desde que el certamen no encuentra tele que lo transmita, las bellas han perdido brillo pero aún siguen en el camino algunas de las que han logrado mayor repercusión social. Eva González, por ejemplo, Miss en 2003, quien tras mantener un  noviazgo de varios años con Iker Casillas, ahora felizmente unido a Sara Carbonero, es la pareja de Cayetano Rivera, tan guapo como soso, sin lograr, de todos modos, llevarlo al altar, un empeño que ella niega constantemente con el mismo convencimiento de la zorra de la fábula  que renuncia a las uvas diciendo que están verdes.

Hace ahora un año, Elisabeth Reyes, Miss en 2009, se casó en Málaga con el futbolista Sergio Sánchez, después de un breve romance con Francisco Rivera, y sendos noviazgos con los futbolistas Sergio Ramos y Alexis Ruano. A la boda de Elisabeth Reyes acudieron como invitadas  otras bellas tituladas como la citada Eva González, Raquel Rodríguez y María José Suárez, de desigual suerte en el amor. Raquel, miss en 1993,  se casó  con el empresario vasco Gorka Arrinda en 1998 y se separó diez años más tarde, mientras que María José Suárez mantuvo durante años una relación de ida y vuelta con el tenista Feliciano López que al parecer era alérgico al matrimonio. María José siempre pensó que el tenista no quería casarse pero, en realidad no quería casarse con ella, ya que en unos días celebrará su boda con Alba Carrillo, que hace unos años se casó con el corredor de motos Fonsi Nieto con quien tuvo un hijo, el pequeño Lucas.

Pero sigamos con las misses bien casadas. Lorena Bernal, Miss en 1999, se casó con el futbolista Mikel Arterta con quien tiene tres hijos y Vania Millán , Miss en 2002, se casó el año pasado con René Ramos, hermano y representante de Sergio Ramos, unido también a una bella, aunque no oficial, la presentadora Pilar Rubio.

La moda de las bodas de misses con deportistas no es nueva, Paquita Torres, miss en 1966, se casó años después con el jugador de baloncesto Clifford Luyk, y el futbolista Francisco, Lobo, Carrasco se casó Teresa Maldonado, una miss Catalunya que fue proclamada Miss Europa en 1976. Tras ellas, muchas misses contrajeron matrimonio  con empresarios aunque no todas han conservado el marido. Juncal Rivero, que en 1984 fue proclamada Miss España y luego Miss Europa, se casó con Félix Cabeza, dos cabezas más bajo que ella pero dueño de los restaurantes La Dorada, del que acabó divorciada y casi arruinada tras el fracaso de los restaurantes. Más tarde, contrajo nuevas nupcias con Frederik Alm, sobrino del fundador de Ikea, de quien también se divorció tras ser madre de un niño.

También hay misses gafes como Sofía Mazagatos, que alcanzó el título en 1991 y ahora, con 41 años,  tras varias relaciones fracasadas está embarazada de su primer hijo fruto de su relación con Tito Pajares, un empresario de la noche, que estuvo casado con Begoña García Vaquero, ahora casada con Pedro Trapote. En su juventud Mazagatos fue novia durante años del empresario y  expresidente del Sevilla, José María González de Caldas, que acabó implicado en el caso Malaya, aunque ella lo dejó antes  no sin quedarse en usufructo con un chalet que fue, más tarde, objeto de litigio entre los dos. A novios complicados, a Sofía le gana María José Ruiz, Miss en 2004, que acaba de tener una niña fruto de su relación con el empresario José María Gil Silgado, actualmente en la cárcel de Alhaurín por un delito contra la Hacienda Pública. No todas las misses salen listas.

Más Sobre...

Loading...