"Tenía previsto debutar en un musical el próximo mes de enero"

¿Y tú qué opinas?

Angel Ruiz y Jorge Javier Vázquez
Gtres

6 de agosto de 2014, 09:00

El jueves tengo hora para cortarme el pelo a las seis menos cuarto de la tarde. Por la noche P. y yo tenemos previsto ir a los Jardines de Sabatini para ver a Ángel Ruiz en ‘La venganza de Don Mendo’. Vivo a las afueras de Madrid, así que llegar a la pelu –que está en el centro, en Chueca– es para mí como ir de excursión. Había olvidado lo que significaba pasear por Madrid en verano: un infierno. Bendito infierno, por otra parte: la Gran Vía nunca defrauda.



Llamo a P. para decirle que si nos quedamos en la ciudad a cenar y de ahí vamos directamente al teatro. Él, como siempre, me dice que lo que quiera, pero al final acabamos cenando en casa porque quiero pasar a coger una chaquetita por si la noche refresca. Dichosa chaquetita. Ese tipo de cosas son las que te recuerdan que vas cumpliendo años. Luego en los Jardines de Sabatini me aso de calor y maldigo la hora en que fui a casa a por ella, pero eso es otro cantar. Me parece un privilegio ver ‘La venganza de Don Mendo’ con el Palacio Real como telón de fondo. Y también me parece un privilegio ver actuar a Ángel Ruiz. Le envidio. Es uno de los mejores actores de este país y disfruto cuando le veo porque advierto el respeto que le tiene a su profesión. Continúa preparándose, investigando, probando, arriesgándose.

Al acabar salgo un pelín triste: tengo muchas ganas de subirme a un escenario pero después de verlo trabajar me parece una temeridad. Tenía previsto debutar en un musical el próximo mes de enero pero al final el proyecto no se materializó. Estaba todo muy encarrilado, vino incluso el director musical a escucharme a casa y me puse tan nervioso como cuando tuve que hacer la Selectividad. Me temblaron las piernas y se me olvidó la letra de la canción que llevaba trabajando tres meses. Me quedé chafado cuando el proyecto se vino abajo pero no permití que el bajón me durase mucho. No me gusta recrearme en la perdido.

La ‘Otra Crónica’ de ‘El Mundo’ recogió la noticia de mi frustrado debut y a partir de ahí diversos digitales también se hicieron eco. Me sorprendió el titular de uno de ellos: “Jorge Javier Vázquez  se quita las penas de su fracaso como actor en una playa paradisíaca”. Hombre, tanto como “fracasar” tampoco, ¿no?  Y no porque me sobre talento sino porque no me dio tiempo ni a oler el telón de un teatro. Por ahora.

Por Jorge Javier Vázquez

Ya sé que no me conocéis y que nunca habéis oído hablar de mí… así que voy a aprovechar esta oportunidad para ir con frecuencia a mi archivo mental y vaciar la papelera en este blog en un intento de no colapsar mi ordenador personal, ya de por sí siempre lleno de ideas sin salida.