"Su mundo se desmorona y ella lo achaca a que sus compañeros la han engañado"

¿Y tú qué opinas?

Rosa Díez

17 de abril de 2015, 07:00

Si viviera en otra época la llamarían “La empecinada”. Díez es el claro ejemplo de cómo se puede acabar si no se atiende a razones, si no le echas cuentas a lo que sucede alrededor porque no te compensa escucharlo. Su mundo se desmorona y ella lo achaca a que sus compañeros la han engañado. Rosa Díez ha caído en el mismo error que criticaba en los políticos contrarios: agarrarse al sillón como los músicos del Titanic al barco. Ella no es de las que piensan que dar un paso atrás puede ser una victoria y es una opción. Su opción. Podría haber seguido dando guerra de la mano de Albert Rivera pero no está hecha para compartir carteles. La Historia ya está sacándole brillo a su losa para sepultarla en el olvido.

Por Jorge Javier Vázquez

Ya sé que no me conocéis y que nunca habéis oído hablar de mí… así que voy a aprovechar esta oportunidad para ir con frecuencia a mi archivo mental y vaciar la papelera en este blog en un intento de no colapsar mi ordenador personal, ya de por sí siempre lleno de ideas sin salida.

Temas Relacionados